Kiosko La Opinión de Zamora

La Opinión de Zamora

Fútbol

La defensa del Zamora CF tiene alma de delantero

A falta del último ensayo, los zagueros rojiblancos anotan tantos goles como los atacantes y tienen al “pichichi” del equipo

Los jugadores celebran el tanto firmado por Ámez en esta pretemporada. | Jose Luis Fernández

A falta del encuentro contra la Gimnástica Segoviana previsto para el último fin de semana de agosto, la pretemporada del Zamora CF deja una lectura clara: en el equipo rojiblanco hay mucho jugador que soñaba con ser delantero de niño. O al menos, eso parecen indicar los registros goleadores de una puesta a punto en la que los defensores y los atacantes atinan en el marco rival con la misma facilidad. Una efectividad que, además, ha sido bastante alta.

La preparación del equipo de Yago Iglesias ha contado con unos resultados sobresalientes hasta ahora. Seis victorias en siete encuentros; tres goles en contra y doce a favor. Números a destacar, como también que la única derrota fue en el primer ensayo, disputado con apenas un par de sesiones de entrenamiento encima, y se perdió por 2-0. Desde entonces, todo victorias y un único gol en contra.

Estos datos tan positivos tienen una razón de ser y es la filosofía de juego que Yago Iglesias trata de inculcar a sus hombres para dar forma al Zamora CF esta temporada. Un equipo cuyo estilo de juego pasa por tener el balón, mirar hacia delante y manejar con soltura los espacios en busca de romper las líneas rivales. Un planteamiento que, como también reflejan los datos, involucra del primer al último futbolista sobre el verde.

Iglesias quiere el balón para su Zamora CF y no ha dudado en dotar de recursos tácticos a su conjunto para ello. Intercambios de posiciones, desplazamientos de ruptura y apoyo constantes... el libreto del gallego es muy amplio y eso permite a los rojiblancos sorprender a su rival en busca del gol. Un tanto que puede llegar tanto de botas de un delantero como de un lateral, siendo precisamente el “pichichi” de la pretemporada el ocupante del carril derecho.

El lateral Silva ha anotado tres de los doce tantos de pretemporada y no es casualidad. Hombres como Theo, Ámez o el propio Silva pisan con asiduidad campo rival y el equipo trabaja para generar espacios en sus subidas. Esas incorporaciones no solo han generado goles para Silva o Ámez, quien anotó en una jugada de este tipo en el Ruta de la Plata, también para los delanteros como Pana o Altube.

Lo cierto es que, más allá del balón parado, la defensa del Zamora CF no tiene miedo de atacar y de, llegado el caso, buscar la meta rival. Así lo demuestra que la zaga rojiblanca haya anotado tantos goles (Silva, 3; Ámez, 1; Luismi, 1; y Javi Barrio, 1) como sus compañeros atacantes (Dani Hernández, 2; Pana, 2; Altube, 1; y Ribeiro, 1). Un equilibrio que, además, no ha conllevado problemas en el apartado defensivo pues, pese a la apuesta, el Zamora CF solo ha recibido un gol desde el 2-0 con el que abrió la pretemporada.

Resta un encuentro para el final de la preparación y puede que ese envite haga bailar los número. Sin embargo, nada podrá variar la sensación ofensiva que transmite este Zamora CF, con una defensa con alma de delantero que delata a un plantel creado para atacar.

Compartir el artículo

stats