Kiosko

La Opinión de Zamora

Atletismo

Alberto Guerrero da el gran salto

El benaventano competirá en los 800 lisos en los Juegos del Mediterráneo en busca de una medalla que tiene a su alcance tras correr ayer en 1´45´´84

Guerrero, con la equipación de la Selección Española que todavía no ha estrenado.

El benaventano Alberto Guerrero ha confirmado la gran temporada que está realizando, entrando en la selección española que competirá en los Juegos del Mediterráneo, un logro que hace muchos años que no conseguía ningún atleta zamorano. Los Juegos del Mediterráneo se disputarán en Orán (Argelia) del 30 de junio al 3 de julio y el corredor enraizado en la localidad de Arrabalde competirá en su prueba favorita, los 800 metros lisos gracias a la gran temporada que está realizando en la que se está codeando con los mejores especialistas de España que lo son también de Europa y del Mundo: Adrián Ben (quinto en los Juegos de Tokio), el salmantino Álvaro de Arriba que acaba de ganar los 800 en la reunión de Marsella, o el campeón del mundo en sala, Mariano García, entre otros.

Guerrero, con la camiseta de Benavente Atletismo, hizo de liebre en un 1.500 en Rabat.

Guerrero está cuajando una gran temporada al aire libre que se ha traducido en buenas clasificaciones en las pruebas en que ha competido y ayer mismo alcanzaba la marca mínima para el Campeonato de Europa y se quedó muy cerca de la del Mundo que se disputan este verano, tras correr en Castellón en 1´45´´84. Está claro que será muy complicado desbancar a los tres grandes corredores españoles de la distancia y a otros que puedan optar también, pero Guerrero tiene estas marcas mínimas en sus piernas. Para el Europeo se exige 1´45´´90 y el benaventano ya había corrido en 1´46´´01: “Esta marca la tengo en las piernas aunque el 1´45´´20 del Mundial me puede costar más. Me encuentro muy bien y me veo capaz de lograrlo”, aseguró hace unos días el corredor que entrena en León a las órdenes de José Enrique Villacorta quien reconocía además que “el problema no es sólo la mínima, sino ganar en a mis rivales españoles que son de primer nivel. España tiene el mejor nivel del mundo, me atrevería a decir, tanto en marcas como en resultados”.

El benaventano, en Manchester, donde terminó sexto.

Esa cita definitiva entre los mejores ochocentistas españoles se producirá el próximo fin de semana del 24 al 26 de junior en el Campeonato de España, aunque hoy mismo se verán las caras en el meeting de Madrid donde se espera una gran carrera lanzada con liebres en la que se darán cita, además de los citados, Saúl Ordóñez, también de familia zamorana, Pablo Sánchez-Valladares o Jesús Gómez, junto a un selecto grupo de atletas internacionales de primer nivel con marca por debajo de 1´45.

Guerrero ya comenzó a despuntar en la pasada campaña, la última en que se entrenó en Andalucía, y en la temporada en sala ya consiguió una respetable marca de 1´46´´18: “Este año he decidido fichar por el Benavente Atletismo porque no me va a exigir competir en el Campeonato de España de Clubes y así puedo seleccionar mejor las carreras que quiero hacer en esta época de la temporada y noto que estoy mucho más fresco”. Ha sido importante también el salto a León para entrenar con José Enrique Villacorta que “me ha dado mucha estabilidad a la hora de entrenar, un grupo importante de compañeros, un entrenador con el que tiene las cosas muy claras y sabe planificar tanto las carreras como los entrenamientos”.

Sus inicios en el atletismo se produjeron tarde, en Córdoba, pero se trasladó a Benavente donde encontró una escuela organizada y un grupo de niños de su edad con los que comenzó a adquirir hábitos de entrenamiento. “Era otra época en la que competíamos, sobre todo, en carreras populares”. Pero su gran salto de calidad se produjo al trasladarse a Sevilla con 11 años donde comenzó a entrenar a las órdenes del técnico que le forjó como atleta, Joaquín Muñoz, “con el que he aprendido todo lo que sé de atletismo, y gracias a él comencé a destacar desde edad juvenil y a partir de ahí siempre estuve entre los primeros de España”, señala Guerrero que se trasladó luego a Estados Unidos donde estudió Podología.

De confirmarse la convocatoria que ha realizado la Federación Española, Alberto Guerrero correría las series clasificatorias del 800 lisos el viernes 1 de julio a las 18.50 hora local y la final está prevista para el domingo 3 a las 18.35 h.

Del 15 al 24 de julio Eugene (Estados Unidos) acogerá el Campeonato del Mundo, mientras que en agosto Alemania será sede del Europeo al aire libre en Munich (15 al 21). Un total de 26 atletas, 13 hombres y 13 mujeres, han sido seleccionados para los Juegos Mediterráneos tras cumplir los criterios establecidos por el seleccionador José Peiró y la Dirección Deportiva de la RFEA. Entre ellos destacan el subcampeón del Mundo en pista cubierta, Iñaki Cañal, plata con el relevo 4x400 m en Belgrado, y la plusmarquista española de lanzamiento de martillo, Laura Redondo, que esta temporada ya ha batido dos veces su récord de España (71.40 y 71.63 en la Liga Iberdrola). En la última edición de los Juegos Mediterráneos, celebrada en Tarragona en 2018, España logró 15 medallas (dos oros, seis platas y siete bronces).

Alberto Guerrero inició la temporada a primeros de mayo en Nerja, donde corrió ya en 1´47´´12 y ya el 26 de mayo en Huelva pulverizaba su marca personal para dejarla en 1´46´´01 terminando tercero. El pasado día 4 de junio corrió en Manchester para terminar sexto con 1´48´´36 pero con buenas sensaciones.

Compartir el artículo

stats