Ante el comienzo de la temporada de fútbol en los campos municipales, tanto el Ayuntamiento de Zamora como la Delegación Provincial de Fútbol han informado que está en el ánimo de las dos entidades que se restablezca la mayor normalidad posible en el acceso de los espectadores a las competiciones oficiales. Para ello, la Delegación Provincial de Fútbol ha enviado un comunicado a los clubes deportivos en el que les informa de cómo se ha de producir ese acceso, que si bien vuelve a estar permitido, ha de ser controlado.

Ni el Ayuntamiento de Zamora ni la Delegación Provincial de Fútbol van a imponer restricción alguna más allá de las establecidas en los protocolos y normativas sanitarias vigentes. Para ello los clubes deportivos a partir de la categoría cadete deberán nombrar al menos a una persona responsable del control del acceso y del cumplimiento de las normas durante los partidos: mantenimiento de la distancia de seguridad, uso de mascarilla, prohibición de beber, comer o fumar durante los partidos en todo el recinto destinado al ámbito deportivo, etc. En el resto de las categorías inferiores, será la propia Delegación Provincial quien se haga cargo del control nombrando a una persona responsable.

En otro orden de cosas, la Concejalía de Deportes informó ayer que las obras de los vestuarios de los campos de Valorio comenzarán en las próximas semanas con un presupuesto de 90.482,15 euros. Será necesaria la instalación de módulos provisionales que se utilizarán como vestuarios de los deportistas y cuerpo arbitral. El acceso seguirá los protocolos establecidos para la cada competición. Estos vestuarios modulables tendrán un coste de 18.128,97 euros y está prevista su colocación a lo largo de la semana que viene. El Ayuntamiento informó también ayer que se encuentra en periodo de redacción la sustitución integral de la iluminación, para lo que se habilitarán aproximadamente 95.000 euros de presupuesto para transformar a LED las torres de iluminación.