Afectada todavía por la incidencia de la pandemia sanitaria, la Copa Ibérica de Tiro Olímpico regresa a las instalaciones del polígono de tiro Los Jardines en Villaralbo para celebrar su tercera edición. Una entrega en la que está previsto que participen cerca de 35 tiradores a nivel individual y cinco equipos llegados desde diferentes rincones del país para medir sus fuerzas bajo la modalidad BR-50.

La competición, que cuenta siempre con un marcado carácter peninsular y ha sido en otras ocasiones prueba de acceso para el mundial, se limitará en este caso a una participación nacional debido a problemas derivados de la pandemia del COVID-19. Aún así, y como explicara ayer el delegado provincial de tiro olímpico en Zamora, José Hernández, González, la tirada será de alta calidad pues estarán presentes equipos de Cataluña, Alicante, Asturias, León y, por supuesto, el conjunto anfitrión del Club Tierras de Zamora. Cinco conjuntos que se enfrentarán en una competición que se disputará bajo la modalidad BR-50, una de las más costosas y que más precisión exigen dentro del tiro olímpico. Una cita de gran prestigio que, seguro, volverá a dar espectáculo.