Pablo Moralejo. | Cedida

Continua la buena racha en hípica para los zamoranos. El pasado jueves se celebró el Campeonato de Menores de Doma Clásica en las instalaciones del Centro Hípico “Las Cadenas” de Madrid al que acudieron las Hermanas Taramona, Carla y Paula.

En la jornada del jueves, Paula Taramona a lomos de Blue Mountain, realizaba un reprís que le otorgaba una media de 67,032 y posteriormente a lomos de Chopard, muy extraño durante todo el campeonato, solo consiguió 61,661. El viernes, ya en la segunda clasificatoria, la zamorana volvía a subirse a lomos de Blue Mountain para hacer una marca de 65,871, mientras que con Chopard logró subir hasta los 63,807. Gracias a la media conseguida con el primer caballo accedía a la final del domingo, donde iba a conseguir un meritorio quinto puesto.

Mientras tanto, en la categoría alevín y también en la jornada del jueves, la pequeña de las Taramona conseguía a lomos de Douro Cas una media de 67,742 para colocarse en décima posición. El sábado subía la media conseguida dos días antes y ascendía al noveno puesto con una media de 69,452 y meterse así en la final del domingo. En dicha prueba y de nuevo a lomos de Douro Cas logró meterse primera durante gran parte de la prueba con una media de 71,235, pero finalmente fue superada por dos de sus rivales para acabar en un muy dulce tercer puesto.

También se celebró la Copa Presidente de Cantabria en la modalidad de salto este fin de semana, donde se citaban los más relevantes jinetes del norte de España y el representante zamorano, Pablo Moralejo, fue de menos a más hasta lograr un gran tercer puesto.

En la jornada del viernes, Pablo Moralejo inició el campeonato de capa caída con la prueba de 1.30 metros quedando undécimo al tirar el último palo del recorrido. Sin embargo, esa situación fue el punto de inflexión para que el zamorano empezará a remontar puestos en la clasificación.

Ya en la jornada del sábado y sobre la misma altura logró meterse en la quinta posición. Finalmente, en el Gran Premio del sábado y contra 28 jinetes, fue uno de los nueve que se clasificaron para el último recorrido, consiguiendo la medalla de bronce, que se entregó Miguel Ángel Revilla, presidente de Cantabria, tras quedar a solo 2,5 segundos del primer puesto.

El jinete zamorano ya pone su punto de mira para el Campeonato de España de Valencia tras haber cosechado muy buenos resultados en otros campeonatos.