El equipo de fútbol sala benjamín del Amistad 2000 se proclama campeón de Castilla y León tras imponerse en la fase final del sector regional. Los jóvenes jugadores zamoranos se impusieron a sus dos rivales, el CD San Cristóbal de Segovia y el Tierno Galván, y obtuvieron los seis puntos necesarios para alzarse con el trofeo autonómico.