14 de junio de 2018
14.06.2018
Piragüismo

Los hermanos Abad, en busca de un asiento también en K-4

Marcos y Dani tienen ya su plaza reservada en K-1 para el Mundial y el Europeo, respectivamente

14.06.2018 | 00:33
Daniel Abad atiende a los medios de comunicación.

Los palistas del Club Fluvial de Villaralbo, los hermanos Abad, se encuentran desde el lunes concentrados en el Centro de Alto Rendimiento de La Cartuja de Sevilla a las órdenes del seleccionador nacional Fausto Moreno trabajando duro por un objetivo claro. Y es que, si bien los dos zamoranos tienen ya asegurada su plaza en K-1 200 metros para el Europeo -en el caso de Daniel- y el Mundial -en el caso de Marcos-, ambos se jugarán en los próximos días conseguir un puesto dentro del K-4 500 metros para ambas citas. Una lucha frente al resto de compañeros Sub-23 de la competición que se presenta muy exigente.

Tras muchos días de sesiones de entrenamiento continuas y de aplicarse al máximo para Daniel y Marcos, ambos tienen ante sí un momento ilusionante pero complicado pues, como ocurriera en el caso del exitoso K-4 500 metros sénior, se harán pruebas con todas las combinaciones posibles en busca de la embarcación que realice el mejor tiempo y pueda representar con todas las garantías a la Federación Española de Piragüismo.

Marcos Abad ha sido el primero en comenzar en la ronda de regatas con la primera de las tres "tiradas" que se realizarán. El zamroano, cuya intención era dejar desde el primer día claro que merece uno de los asientos en el K-4 español, sabrá a lo largo de los próximos días si es uno de los elegidos para acudir en dicho conjunto al Mundial Sub-23 que se disputará el próximo mes de julio en la ciudad de Plodvic (Bulgaria). Abad continuará enfrentándose para ello a controles tanto hoy como mañana, viernes.

Por su parte, Daniel tendrá sus opciones los próximos viernes, sábado y lunes. Si consigue que una de esas embarcaciones marque el mejor tiempo, podrá doblar distancia en el Europeo que se celebrará a partir del 28 de este mes de Junio en la ciudad Italiana de Auronzo.

Una vez conformados todos los barcos de equipo, Marcos regresará a Zamora para seguir su preparación hasta que sea concentrado a lo largo del mes de Julio en la previa del Mundial.

Por su parte, Daniel continuará en Sevilla con su preparación de cara al Europeo, y será desde allí de donde parta hacia Italia junto al resto del equipo español el próximo día 26 de julio.

Desde el Club Fluvial Villaralbo indican que los dos palistas afrontan estos retos con gran ilusión, sabiendo lo mucho que se juegan y lo difícil de la empresa, pero con muchas ganas de traer alegrias a todos los miembros del Club, a los patrocinadores, a las instituciones que los apoyan y a todos los zamoranos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook