13 de julio de 2017
13.07.2017
Baloncesto | Campus de verano

Encestes de ilusión

El CB Zamora recupera su tradicional campus de verano en el que, aunque el baloncesto es el protagonista, se disfruta de actividades acuáticas

13.07.2017 | 01:15
Los participantes del campus hacen equipos para la disputa de un partido.

El baloncesto está de moda en Zamora, si es que alguna vez dejó de estarlo. El Ángel Nieto vibra cada sábado en el que el Aquimisa Laboratorio Queso Zamorano compite y cada día es más habitual ver a mas y mas niños en las gradas del pabellón zamorano. El CB Zamora ha vuelto a tener mucho peso en el deporte zamorano tras su ascenso a LEB Plata y posterior salvación, y está recuperando algunas de las actividades que se habían perdido, como el campus veraniego que era un habitual en los estíos de la capital.

Por eso, desde el pasado 10 de julio, en el Pabellón Azul de la Ciudad Deportiva se oye el sonido de un balón botando, el ruido del hierro de la canasta al escupir un lanzamiento y, por encima de todo, las risas de los chicos y chicas que disfrutan de su deporte favorito.

Este campamento urbano, que se centra especialmente en el baloncesto, no puede ser ajeno a la ola de calor que azota la capital y es por eso que, después de dedicar unas horas al basket, los juegos de agua, la piscina y otros deportes acuáticos. Una de las actividades que más han llamado la atención de los pequeños y que estarán presentes en el segundo turno es el piragüismo, y es que además de refrescarse con la brisa del Duero, los pequeños y pequeñas baloncestistas se han acercado a un deporte que nunca habían practicado.

Para realizar las diversas actividades de piragüismo que han tenido lugar en el río Duero, todos los niños recibieron diversos consejos de un socorrista titulado que les sirven para su día a día en playas, embalses o piscinas.

Y es que Pablo Ramos y Adrián Sánchez han coordinado todas las actividades del campamento, con la ayuda de los monitores que forman parte del CB Zamora, para que la experiencia les sirva a los pequeños para disfrutar del deporte, conocer nuevos compañeros y disfrutar del verano, todo con la mirada puesta en la importancia de ayudar a la familias a conciliar la vida familiar con el trabajo, motivo principal por el que comenzaron a crearse estos campamentos de verano.

Esto ha llevado a que el CB Zamora haya planificado tres horarios dentro de cada turno: uno reducido únicamente al horario de mañana, otro de mañana y tarde comiendo en casa, y uno tercero en el que los chicos pueden comer dentro del campus "Encesta con nosotros" sin necesidad de ir a casa a medio día y con un menú saludable.

El primer turno finalizará mañana y dará paso al segundo turno que durará del 17 al 21 de julio y en el que todavía hay plazas libres para apuntarse y disfrutar del baloncesto con un CB Zamora que este año, además del primer equipo que seguirá en LEB Plata, iniciará su apuesta por las categorías inferiores con un infantil regional masculino compuesto por jugadores de primer año que será el primer paso.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook