El Euronics Fisiolife Moralejo se despidió ayer de su afición con un buen partido en el que plantó cara a uno de los mejores equipos de la Liga que tan sólo pudo sentenciarle al final cuando Eloy Alonso decidió jugar con "portero jugador". El equipo zamorano fue el de toda la temporada, un conjunto sólido atrás en defensa pero incapaz de hacer gol, aunque ayer el desgaste físico y sicológico de esta sufrida plantilla quedó patente en muchas fases del encuentro.

Tras unos primeros diez minutos de tanteo y de enorme respeto por ambas partes, el Elche se encontró con un gol fruto de una mala defensa zamorana dentro del área al que le sacó mucho partido, sabedor de los problemas que tiene para ver puerta el conjunto de Eloy Alonso.

Tras marcar, el equipo ilicitano se hizo el dueño del balón pero tampoco encontraba la fórmula de inquietar a la portería de Gus, y el FS Zamora pudo empatar en una jugada ensayada en un córner, pero el balón salió rozando la cruceta de la portería.

Tras el descanso, poco cambiaron las cosas, y ya en los primeros instantes Manu García puso a prueba a Gus, aunque los zamoranos jugaron sus mejores minutos entonces con un remate de Pintado alto, y una falta que lanzaba Velasco y obligaba a lucirse al portero Cristian.

Pero tras un tiempo muerto del Elche, recibía dentro del área y tras quebrar a su marcador, lograba el 2-0 en un disparo desde cerca. Eloy Alonso sacó entonces "portero jugador" y el Elche se aprovechaba al rematar a puerta vacía, según el árbitro, Pitu un pase del portero. Velasco maquillaría el resultado final tras un robo de Sergio.