Rabanales (Matellanes, Grisuela, Ufones, Mellanes y Fradellos), cuna del “Pacto de Hospitalidad” más antiguo de la “Raya Ibérica”, integran uno de los municipios con más historia e importancia social y económica, no solamente de la comarca natural de Aliste, Tábara y Alba, sino de toda la provincia de Zamora.

Estamos, sin lugar a dudas, en un territorio geográfico que es un paraíso natural y terrenal para vivir y disfrutar con los cinco sentidos, en cuerpo y alma, de la vida en plena naturaleza, en un ecosistema mágico y único de fauna y flora, sobre llanos, montañas y riberas, vertebrando su ecosistema tres ríos: el Cebal, el Mena y el Aliste que marca frontera con Bercianos y Valer.

Su sector agrícola y ganadero, vital durante siglos en los pueblos y para las familias, ha logrado gracias a agricultores y ganaderos convertir su ecosistema en un lugar privilegiado a nivel agroalimentario con las cría de auténticos manjares como corderos, terneros y lechones y en frutos del bosque como el Boletus edulis y la Amanita caesarea que hacen de la tierra alistana cuna y fuente de manjares y bondades culinarias que cautivan incluso a los paladares más exigentes y a los estómagos más agradecidos.

El Turismo Rural se presenta como uno de los grandes atractivos que ofrece el municipio que cuenta hasta con dos alternativas de hospedaje con las magníficas y acogedoras casas de turismo rural: “Eugenia” en Rabanales y “La Abuela” en Grisuela. A nivel gastronómico estamos en el municipio con mayor oferta de la comarca con tres restaurantes: “Grisuela” y “Catalina” ubicados en Grisuela y “Matellán Hermanos” en Rabanales, donde brillan con luz propia los mejores productos de la tierra con las chuletas de ternera a la brasa y los corderos. Calidad aderezada con terneza, colores y sabores.

Santi Moral Matellán | Alcalde de Rabanales

Santi Moral Matellán | Alcalde de Rabanales

Quienes gustan de abastecer sus despensas de productos de alta calidad al pasar por el municipio están en el lugar adecuado. Manjares son las frutos del bosque y setas, hongos silvestres, moras y castañas se pueden adquirir en sus tres plantas micológicas: Faúndez Gourmet y Mico Zamora (Manolín Faúndez) en Rabanales y Gabemar (Gabella Martín) en Fradellos.

En cárnicas están “Mategonza” en Grisuela y “Matellán” en Rabanales además de ganaderias de ovino, vacuno y porciono. La residencia de la tercera edad “San Salvador” y la tiendas de alimentación “Rivas” y “Covirán” están en Rabanales. Los talleres mecanicos Agrimat en Matellanes y Tapeca en Rabanales. Historia pura es un territorio cuyos aconteceres más antiguos están saliendo a la luz gracias a la iniciativa Castrum Zoelarum de la asociación Zamora Protohistórica que durante tres campañas arqueológicas ha desvelado los secretos del “Castro de la Encarnación” de Mellanes y el pasado lunes los trabajos se centran en “El Castrico” de Rabanales”.

Otros castros son “La Luisa”, San Juan” y “La Gallinera” en Rabanales y los de Ufones y Fradellos que junto al “Castrico” y “La Encarnación” formarán la piedra angular el Centro de Interpretación de los “Castros de Aliste” que abrirá sus puertas este mes en las instalaciones del Museo Micológico (abierto). Rabanales podría ser, según algunos expertos la antigua y mítica romana Curunda Caesarea, donde en el año 27 (hace ya 1.993 años) tuvo lugar el histórico “Pacto de Hospitalidad”,.

Documento histórico y único que se renovó entre dos unidades gentilicias pertenecientes al pueblo de los Zoela reza así: “Siendo cónsules Marco Licinio Graso y Lucio Calpurnio Pisón, y en el cuarto día de las kalendas de mayo (27 de abril), la parentela de los Desoncos, perteneciente al pueblo de los Zoelas, y a la parentela de los Tridiavos, integrados en la misma etnia, renovaron un pacto ancestral y todos ellos se recibieron mutuamente y fidelidad y clientela, haciéndola extensiva a sus hijos y sucesores”. La firma fue en Curunda Caesarea, entonces tenía magistrado (Abieno hijo de Pentilo) que participó en el pacto junto a Arauso (hijo de Blecaeno), Turayo (hijo de Clouto), Docio (hijo de Elaeso), Magilón (hijo de Clouto), Bodecio (hijo de Burra) y Elaeso (hijo de Clutamo).

Si lo que buscamos es aguas medicinales que mejor alternativa que la “Fuente Fidionda” de Grisuela y para cautivar está la arquitectura con el antiguo “Puente de Piedra” de Fradellos sobre el río Cebal, o la “Fuente de Matellanes” y el “Molino los Genicios” de Mellanes, así como la “Ribera del Mena” en ufones.

Rabanales es un municipio con 82,29 kilómetros cuadrados de superficie siendo su cumbre con 917 metros “Peñas Coronas”. En sus pueblos viven (empadronados) 501 vecinos (264 hombres y 237 mujeres). El mayor índice poblacional se registró en 1950 con 1.508 habitantes. La Corporación Municipal está integrada por Santi Moral Matellán (Rabanales): Antonio Jesús Blanco Martín (Matellanes), Jesús Cerezal Gago (Grisuela), María Margarita López Calvo (Ufones)y Rubén Gabella Martín (Fradellos) del PP y Roberto Sánchez Martinez del PSOE.