Tras el complicado año de la pandemia, el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Tierra del Vino de Zamora ha querido hacer en Zamora la primera presentación de sus vinos. Son dos jornadas, ayer y hoy, con la terraza-mirador del Teatro Ramos Carrión como punto de encuentro de profesionales que catan vinos de tres bodegas de la Denominación de Origen en cada una de las catas y se presentan 10 vinos seleccionados entre los elaborados por dichas bodegas.

Juan Miguel Fuentes, presidente de la D. O. Tierra del Vino de Zamora se mostró “esperanzado” con el despegue del consumo tras el cerrojazo impuesto por la pandemia que ha tenido paralizada la hostelería. “Ha sido una temporada muy complicada, ahora toca empezar a promocionar y hemos querido empezar por Zamora”. 

La primeras jornada contó también con la presencia de la directora general de Turismo, Estrella Torrecilla, quien situó al vino como “uno de los productos estrella de la Junta para promocionar el turismo, junto a las posadas reales”. Torrecilla dio la bienvenida a la próxima incorporación de la Ruta del Vino de Zamora al elenco de rutas de Castilla y León, y singularizó en esta provincia la vinculación con Portugal como “un valor a la hora de hacer una estrategia conjunta con as rutas del vino de Zamora. La colaboración con nuestros socios portugueses es fundamental” incidió la directora genera de Turismo. 

Cata de vinos en la terraza del Ramos Carrión Nico Rodríguez

Antonio Candelas, director de la revista MiVino, fue el encargado de dirigir las catas con la presencia de un responsable de cada bodega y del Consejo Regulador.

Estas presentaciones, que están destinadas a profesionales del sector de la provincia de Zamora, se desarrollan cumpliendo todos los protocolos establecidos por la situación de pandemia generada por la evolución del coronavirus COVID-19. Todos los asistentes estaban sentados en sus respectivos espacios, guardando todas las medidas sanitarias establecidas. Cada espacio destinado a los catadores, está debidamente dotado y habilitado para poder desarrollar una cata profesional de los vinos. El aforo de catadores establecido para cada una de las presentaciones es de 78 personas, lo cual garantiza una separación más que suficiente, dadas las dimensiones que tiene la terraza-mirador del Teatro Ramos Carrión.