La ministra de Transición Ecológica y Reto Demográfico ha conseguido unanimidad entre las organizaciones agrarias con representación (COAG, Asaja y UPA) para exigir su dimisión por la gestión del lobo ibérico. El cabreo de los representantes agrarios y de todos los ganaderos se escuchaba ayer en las calles de Zamora, la capital de la provincia española con más ejemplares censados de lobo ibérico. Un centenar de vehículos y sus cláxones invadieron las avenidas más céntricas para protestar contra la decisión de la ministra Teresa Ribera de incluir al lobo ibérico en el Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección (Lespre). Este cambio supondrá la prohibición del control poblacional del lobo ibérico mediante la práctica cinegética, a pesar de que los ataques al ganado no dejan de aumentar en Castilla y León, especialmente al sur del Duero, donde la caza de la especie ya está prohibida. Los ganaderos temen que ahora este problema aumente también al norte del río.

Ribera no ha sido el único miembro del Gobierno criticado por las organizaciones agrarias, pues ayer en Zamora también exigían la dimisión del titular de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas. “¿Dónde está el ministro de Agricultura? Solo le duró dos días la bravuconada de hacer frente a la ministra de Transición Ecológica, y pronto se plegó. Un ministro de Agricultura no puede estar de florero, arrodillado, humillado y callado, tiene que defender los intereses de los agricultores y ganaderos, y desde aquí también pedimos su dimisión”, expresaba el secretario provincial de COAG, Lorenzo Rivera, desde la cabecera de la manifestación.

Pancarta que abría la manifestación con el lema “Menos lobos - Más ganaderos”. | Sergio Villar

El representante de COAG cree que la ministra está decidida a sacar adelante este cambio del estatus legal del lobo sin sentarse a dialogar con los ganaderos. “No ha tenido tiempo de escuchar a los ganaderos pero sí ha tenido mucho tiempo y muchas ganas de escuchar a organizaciones de ecologistas y animalistas, que son unos falsos ecologistas, porque carecen de argumentos científicos y están cargados de un fuerte idealismo que roza el fanatismo religioso”.

Además, Rivera recordó que la ministra de Transición Ecológica ha sido “la ministra que más problemas ha generado de este Gobierno, empezó cargando contra la industria del automóvil con las declaraciones que hizo sobre el diésel cuando estaba recién nombrada, siguió con el cambio de estatus del lobo, ahora quiere cerrar la estación de esquí de Guadarrama porque dice que está aumentando la temperatura, y lo peor de todo, se comprometió hace poco más de un año en una conferencia contra la despoblación aquí en Zamora a reabrir el campamento militar de Monte la Reina y más de un año después no ha hecho nada de eso”.

14

GALERÍA | Manifestación de los sindicatos ganaderos en contra de la "sobreprotección" del lobo ibérico Emilio Fraile

Por su parte, el presidente provincial de Asaja, Antonio Medina, señaló que en Zamora el lobo ataca al ganado “todos los días” y que muchos de los ataques ya no se denuncian porque son ataques frustrados, sin muertes, pero que también perjudican al ganado y disminuyen la producción.

Además, incidió en que “los ganaderos no quieren que se toque la PAC” para sacar dinero para compensar esos daños. “Si quieren lobos que paguen aparte de la PAC todos los daños y el lucro cesante, y que se lleven a los lobos para su casa”.

Por otro lado, Medina advirtió que el aumento del número de lobos provocará un aumento de los accidentes de tráfico. A pesar de que son pocos los siniestros provocados directamente por el cánido, “el lobo caza y provoca que la fauna huya, se mueva, y se acerquen a las carreteras corzos, gamos y ciervos”, explicó.

VIDEO | Manifestación contra la sobreprotección del lobo en Zamora Alejandro Bermúdez

El ejemplo de Francia y Noruega

“Algunos piensan que los ganaderos van pegando tiros a los lobos indiscriminadamente. Eso no es así. En Castilla y León existen unos cupos de caza que nunca se cumplen”, recordaba Antonio Medina. Fue Lorenzo Rivera el que sacó los números: en Castilla y León, con 1.500 lobos censados, el cupo máximo de caza es de 113 ejemplares, lo que supone el 7,5% de la población, pero nunca se alcanza el cupo sino que se cumple en torno al 50% o 55%, excepto en el último año en el que no se cazaron lobos.

Sin embargo en Francia, donde solo hay censados 500 lobos –los mismos que en la provincia de Zamora– se permite un control poblacional de hasta el 17% de la población, según los datos aportados por el líder de COAG.

Medina, de Asaja, ahondó que en Noruega, con apenas 80 lobos, se ha permitido el control del 40% de la población del cánido porque ya veían amenazada su cabaña ganadera.

Por último, el secretario regional de UPA, el zamorano Aurelio González, dijo que en Castilla y León cada día se levantan siete ganaderos y piensan en abandonar y tirar la toalla, porque hay siete ataques diarios de lobos a explotaciones ganaderas reconocidos por la Junta de Castilla y León.

“El Reto Demográfico se combate fomentando que haya agricultores y ganaderos y que tengan precios dignos para sus productos. Lo que la ministra del Reto Demográfico está fomentando es el abandono de explotaciones ganaderas”.

Por último, González acusó a los senadores socialistas de Castilla y León de “traicionar a esta región” de votar en contra de una moción para no incluir al lobo en el Lespre “a cambio de no sabemos qué promesas, porque en los primeros planes del Miteco para Zamora no hay ningún fondo previsto”. La misma “traición” se repitió en el Congreso de los Diputados el pasado martes en la Comisión de Agricultura, recordó.

Recuerdo a Fernando García, dirigente de COAG fallecido

La protesta comenzó con unas palabras de recuerdo, por parte del secretario provincial de COAG, Lorenzo Rivera, a su compañero de filas Fernando García. Este sindicalista zamorano fue, entre los años 2002 y 2020, el portavoz de COAG a nivel nacional en asuntos del sector remolachero. Fernando García falleció en la madrugada del miércoles a los 66 años de edad.

Fernando García. | Archivo

Fernando García. | Archivo

El exdirigente de COAG era natural de la localidad guareñesa de Villabuena del Puente, y vivía en La Bóveda de Toro, donde tenía su explotación agraria. Además, García trabajó en la fábrica de Azucarera en la ciudad de Toro.

Su intensa labor en la organización profesional agraria convirtió a García en un referente a nivel nacional en el sector remolachero por su defensa de los productores en las mesas de negociación en la que se firmaron acuerdos marco interprofesionales, y también frente a las administraciones para la consecución de ayudas asociadas. “Una lucha constante que sostuvo a todos los niveles. Sin él no puede entenderse el sector remolachero español de los últimos treinta años”, señalan fuentes de COAG que ayer lamentaban el fallecimiento de su compañero y le daban el pésame a su esposa, sus tres hijos y sus tres nietos.

Si te apetece ver la manifestación EN DIRECTO, aquí puedes volver a verla en un tramo de su recorrido:

11 autonomías piden a la ministra de Transición Ecológica que dé marcha atrás

De las 19 comunidades autónomas de España (incluidas las dos ciudades autónomas), 11 comunidades (Castilla y León, Asturias, Cantabria y Galicia, con el apoyo de Andalucía, Murcia, Madrid, Aragón, País Vasco, Navarra y la ciudad autónoma de Ceuta) han mostrado en la reunión del Comité Sectorial de Medio Ambiente de ayer por la tarde su oposición a la inclusión del lobo ibérico en el Lespre y también el rechazo y malestar por el procedimiento seguido por parte del Gobierno, a través del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, al que se le había solicitado esta Conferencia Sectorial de Medio Ambiente extraordinaria y monográfica con el fin de conocer el posicionamiento de las comunidades autónomas ante la apertura de expediente por parte del ministerio de incluir al lobo en el Lespre.

José Manuel Soto encabeza la marcha con un megáfono. | Emilio Fraile

En cambio, “el Ministerio nos convoca a esta reunión con 8 puntos en el orden del día, siendo el último a abordar el del lobo y con criterio de carácter meramente informativo”, según el consejero de Fomento y Medio Ambiente de Castilla y León, Juan Carlos Suárez Quiñones, “cuando lo que planteamos al solicitar esta convocatoria es manifestar posición como pronunciamiento de cada comunidad autónoma a la tramitación de dicha catalogación”. Y todo ello a pesar de que las cuatro comunidades autónomas convocantes “remitimos un oficio con fecha 12 de abril, el lunes pasado, pidiendo la modificación de dicho orden del día para incluir el punto del lobo, tal como se había pedido, y no hemos recibido respuesta”.

La bandera de España y la de Zamora en uno de los coches. | Sara Rodríguez

La comunidad de Castilla y León –junto con Asturias, Cantabria y Galicia y las otras siete comunidades autónomas señaladas anteriormente- reitera su “total oposición a la inclusión del lobo Ibérico en el Lespre y al procedimiento seguido. Entendemos que no se puede hacer ninguna inclusión al margen de las conclusiones que se aprueben en Conferencia Sectorial en el marco de la actualización o modificación de la vigente Estrategia Nacional de Gestión y Conservación del lobo Ibérico -aprobada por unanimidad en Conferencia Sectorial en 2004-, que consideramos que es ámbito de decisión al respecto de la cuestión planteada”, añade Suárez-Quiñones, quien reitera que “la inclusión del lobo en el Lespre tal y como el Gobierno pretende es contraria a la Estrategia Nacional vigente, antes reseñada”.

Como consecuencia del planteamiento ministerial, las once comunidades autónomas señaladas solicitan el archivo del expediente de inclusión del Lobo Ibérico en el Lespre hasta que se produzca la modificación de la Estrategia Nacional indicada, “que será en el marco de una Conferencia Sectorial y buscando la unanimidad o al menos el consenso mayoritario de las comunidades autónomas, especialmente a las que les corresponde su gestión”, señala el consejero. Por tanto, “se solicita no solo la retirada de la iniciativa ministerial, sino pasos firmes de recuperación de la vía de participación y acuerdos con las comunidades autónomas, que siempre ha presidido históricamente cualquier decisión sobre biodiversidad”, concluyen.

TODA LA INFORMACIÓN SOBRE EL LOBO EN ZAMORA