El Ayuntamiento de Villar del Buey ha resuelto autorizar a la empresa Residencias Asistenciales “El Niño Jesús”, S. L. hacerse cargo de la gestión de la residencia “Santa Marina” con el personal que considere apropiado.

Fue una determinación que adoptó el pasado viernes y que rápidamente se llevó a la práctica al poner los nuevos gestores en el centro de Villar del Buey a cuatro personas.

La autorización municipal se extiende hasta que a la actual concesionaria pueda garantizar la prestación del servicio del centro en las condiciones adecuadas.

Es una decisión tomada por la Alcaldía de Villar del Buey, dirigida por el alcalde y diputado provincial del partido popular José María Nieto Vaquero, tras recibir los informes facilitados por la Gerencia de Servicios Sociales, y que fueron elaborados en diferentes fechas desde mediados del presente mes.

Ante el impacto del COVID-19 en el personal laboral de la residencia sayaguesa fueron los propios gestores ahora desplazados de la gestión quienes expusieron a la Gerencia de Servicios Sociales la situación y anunciaron la necesidad de contratar personal para cubrir las plazas dejadas por los afectados. Sin embargo, no han podido llegara cubrir las mismas por falta de interesados en ocupar dichos puestos. Ante esta situación de carencia de personal, que algunos calificaron de “alarmante”, porque afectó a prácticamente la totalidad de los empleados, la Gerencia trasladó la situación al Consistorio indicando incluso la empresa que se ha mostrado dispuesta a colaborar facilitando el personal necesario e incluso profesionales de la gestión.

El Ayuntamiento se ciñó a la normativa que permite a la Administración pública “intervenir” para dar protección a intereses de carácter general, y acordó el encargo de gestionar la residencia Santa Marina a El Niño Jesús.

Responsables de la nueva gestora reiteran en manifestar que “estamos para ayudarnos todos”, y reconocen la situación que atraviesan en estos momentos los centros residenciales “que hacen todo lo posible por mantenerse libre de contagios, incluido el de Villar del Buey”. Señala, además, que es una situación de ayuda y colaboración que debe implicar a todos, “también a los medios de comunicación”.

En estos momentos la residencia Santa Marina de Villar del Buey cuenta con un total de 27 residentes, alguno ingresado en el hospital, y se ha llevado a cabo la realización de las pruebas de PCR, que ha sido negativa en la mayoría de los casos, y se llevará a cabo la repetición de muestras.

El titular de la residencia de Villar del Buey es el propio Ayuntamiento, que puso en manos de Socioconsuting Zamora Vestas la gestión del centro.

La pandemia del COVID-19 que se ha extendido por prácticamente toda la provincia también entró de lleno en Villar del Buey, con diversos afectados y, seguidamente, en el centro residencial, hasta dejarlo sin personal de servicio.