12 de noviembre de 2018
12.11.2018
La Opinión de Zamora
Sanabria-La Carballeda

Un experto en la avispa asiática aconseja tomar medidas antes que "dinamitarla"

Lolo Andrade, especialista en erradicación de la velutina, pintó en Robleda-Cervantes un panorama negro tanto para la apicultura como la sociedad si la plaga se expande

11.11.2018 | 21:42

Lolo Andrade, técnico de protección civil y máximo experto en el combate con la avispa asiática ( Vespa velutina) en Galicia, pintó un panorama negro para la apicultura y la sociedad en general si esta plaga se expande en territorios donde todavía no se ha propagado, como la provincia de Zamora, donde dos avispas capturadas en el municipio de Hermisende han dado la voz de alarma. "El problema que os viene encima es muy serio" advirtió. Su charla estuvo dirigida tanto a los apicultores como a los cuerpos de emergencia y seguridad para que se pongan en marcha los mecanismos de información y divulgación, sumado al trampeo.

Más de 150 personas desde apicultores, asociaciones, diputados provinciales, Protección Civil, Bomberos del parque de Zamora y de Rionegro del Puente, e incluso agentes del Seprona, se empaparon durante cuatro horas de todos los pormenores relacionados con los desastres que provoca este espacie, en su intervención organizada por las asociaciones de apicultores de la provincia en el Ayuntamiento de Robleda.

En estos cuatro años, desde Protección Civil, Andrade ha probado todos los insecticidas, trampas, métodos de control y exterminio que aparecen en el mercado internacional y nacional, desde Estados Unidos, Francia, Italia, o del País Vasco. Para la destrucción de los grandes nidos "empleamos explosivo mediante detonaciones controladas", uno de los métodos más llamativos pero el más efectivo.

Fue bastante contundente al "arengar" con que todos los apicultores y asociaciones colaboren se unan y aparquen sus diferencias para comenzar a combatir de manera efectiva la llegada de esta especie. Evitar que la avispa asiática se expanda supone una acción efectiva desde los ayuntamientos- con campañas de información- hasta los apicultores que tendrán que empezar a familiarizarse con los nidos embrión.

La reina se encarga de fabricar estos nidos pequeños y muy débiles para comenzar su colonización, y fabricar trampas para atrapar las reinas a partir de la próxima primavera. "Si no os coordináis lo vas a pasar mal" advirtió Andrade. Los equipos de emergencia de la comunidad gallega "no dan abasto en estos momentos para retirar todos los nidos". Para hoy lunes ya hay en el móvil de Andrade 42 avisos y 30 que entraron a lo largo de la tarde del sábado.

Como prueba la progresión rápida de esta especie invasora apunto que de un avispero retirado el primer año que comenzó su "guerra" en 2014, ha retirado más de 1.100 en 2018. Solo con observar la geografía y ver toneladas de manzanas tiradas por los suelos en los pueblos de Sanabria es "el Carrefour de la avispa asiática" comentó el experto.

Las reinas, además de hacer los nidos embrión en los aleros, chimeneas y porches de las casas, se alimentan de la fruta. Buscan las zonas habitadas porque se aprovechan del calor que desprenden las casas. Las bajas temperaturas no son un obstáculo, aguantan hasta 25 grados bajo cero. El experto dejó claro que en aquellos territorios donde se confiaba que no iba a llegar, ni la altitud, ni el clima, ni las bajas temperaturas son obstáculo para la velutina.

La primavera es una fecha clave para controlar las reinas con el trampeo, tras la hibernación donde han perdido el 40% de su peso, pasa una semana alimentándose en las flores de los primeros árboles. En el caso de Sanabria y Zamora en general serían cerezos, almendros, ciruelos, las variedades más tempranas. Es en esas zonas donde se deben colocar las trampas. En base a la experiencia de Lolo Andrade llegan a caer hasta un centenar de reinas en una sola trampa, en las zonas donde es una plaga. Los métodos más sencillos para eliminar las reinas y estos nidos embrionarios son los insecticidas para avispas, conos de red o la más barata de todas, la botella de plástico con un señuelo. La reina no ataca porque su aguijón está atrofiado por la función de reproducción, también suele reutilizar nidos de otras reinas, lo que supone que el mismo se pueden atrapar varias reproductoras.

Los nidos se deben destruir de noche porque todos los individuos están dentro y usando luz roja, que no perciben las avispas para seguridad de las personas. Lo más difícil es acabar con los nidos secundarios que superan un metro y que están a 30 ó 40 metros del suelo. En un nido de metro y 20 centímetros viven hasta 12.000 avispas. Tienen fama de asesinas, pero "es un mito urbano" son relativamente tranquilas salvo que se destruya el nido. Entonces sí hay ataques con posibilidad de muerte por toxemia, por una inoculación masiva de veneno, y sobre todo si se atacan zonas vitales en la cabeza y la zona entre el cuello y los hombros, como describió Andrade.

Los ataques no son solo a los apicultores sino a cualquier persona que trabaje en el monte, como cortadores de madera, tractoristas, paseantes, etc. Este año ha tenido que rescatar 22 tractores por el ataque al conductor por las avispas.

Señaló que es muy importante diferenciar las velutinas de otras especies como la Capro o la Germánica que combaten plagas de otros insectos perjudiciales para la agricultura como polillas, larvas, escarabajos e incluso pulgones.

El experto detalló los sistemas de protección en los colmenares, desde las trampas caseras con botes de cristal y un atrayente básico de zumo de arándano, vino blanco, vinagre y jabón líquido, hasta trampas comercializadas de diferente tipología y atrayentes fabricados. Uno de los últimos ensayos es con arpas de un metro por un metro que producen una descarga eléctrica que mata a la avispa. Por su diseño y por los hábitos de vuelo, permite el paso de abejas hacia arriba, pero obstaculiza el vuelo en horizontal de las avispas para "cazar" abejas. Son grandes devoradoras de abejas. Una avispa caza 25 abejas diarias en sus poco más de 25 días de vida para alimentar la colonia, una colonia donde puede haber 5.000 ó 6.000 obreras.

Poco a poco las trampas se han ido mejorando para impedir que caigan en ellas desde pequeños mamíferos y pájaros hasta un importante número de insectos. La velutina no tiene enemigos naturales pero el tejón "no lo matéis que le da caña".

Lolo Andrade desplegó "literalmente" un arsenal de armas con munición especial rociada de venenos para combatir a la colonia dentro de su "casa" de papel, trajes y pértigas para colocar los explosivos, que se han ensayado en estos cuatro años como destructor de nidos de la temida velutina. Por último repasó los primeros auxilios ante casos de ataque de las avispas, algunos bastante extremos sobre todo cuando por la toxemia hay un colapso cardiaco, o complicaciones por alergias.

Tres claves para diferenciar a la avispa asiática

Es muy fácil diferenciar las especies de avispa si nos fijamos bien en una serie de diferencias principales. Puedes consultar esta infografía para conocer las diferencias.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

 

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.

 

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags