16 de octubre de 2014
16.10.2014
Tierra del Vino | Denuncia por la situación de una ganadería de reses de lidia

Un ganadero de Cuelgamures, imputado por "maltrato y abandono" de animales bravos

El Servicio de Agricultura requirió la colaboración de la Guardia Civil para inspeccionar la explotación y denunció "la desnutrición" de las reses

16.10.2014 | 00:27
El cadáver de una vaca hallado en la finca.

El ganadero de reses bravas A. D. L., con la explotación en el municipio de Cuelgamures, ha sido imputado "por un supuesto delito de maltrato y abandono de animales domésticos", y las diligencias del caso trasladadas al Juzgado de Primera Instancia e Instrucción de Toro.

El Servicio Territorial de Agricultura y Ganadería de la Junta de Castilla y León, en Zamora, requirió el pasado mes de septiembre "la colaboración" de los efectivos de la Guardia Civil "dadas las dificultades que tenían para realizar las inspecciones reglamentarias en la citada explotación ganadera de reses de lidia".

Según informó ayer la Guardia Civil, la razón es que no lograban localizar al propietario para poder efectuar las debidas inspecciones. Fue entonces cuando el Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona), de Zamora, inició las correspondientes diligencias de investigación "con la finalidad de localizar al responsable de la explotación y comprobar el estado de las vacas".

Desde la Comandancia se precisa, además, que "en las diferentes inspecciones oculares, realizadas junto con los veterinarios del Servicio Territorial de Agricultura y Ganadería, se pudo observar como las reses se encontraban con evidentes síntomas de desnutrición, en estado crítico, caquéctico, marcándose los ijares y costillas, con apófisis dorsal y espinal, con falta de los cuidados necesarios para este tipo de animales". Asimismo, hallaron el cadáver de una de las reses con una cadena todavía visible en su cuerpo.

A consecuencia de las inspecciones, el Servicio de Protección de la Naturaleza imputó al responsable de la explotación "un supuesto delito de maltrato o abandono de animales domésticos", castigado en el vigente Código Penal "con penas de hasta un año de prisión".

La Guardia Civil investiga, además, "la desaparición de media docena que faltan desde el último saneamiento", y que considera "supuestamente muertas por inanición, al no constar en el registro del REGA (Registro de Explotaciones Ganaderas) y en vista del mal estado de las halladas vivas".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

 

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.

 

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags