El consejero de Economía y Hacienda, Carlos Fernández Carriedo, sentenció ayer que Castilla y León “pierde dinero” con la propuesta para el reparto de los fondos del modelo de financiación autonómica que el viernes envió el Gobierno a la Junta, y exigió más peso en el reparto a las variables de “envejecimiento, superficie y dispersión”.

“No da un paso adelante para nada”, criticó el consejero, quien solo consideró “positivo” que “empieza a hablarse” de la reforma del sistema, cuya negociación, dijo, debe ser “multilateral y en condiciones de igualdad”.

Carriedo lamentó que la ministra de Hacienda y Función Pública, María Jesús Montero, plantea un primer documento con criterios de reparto de los recursos en el que “algunas autonomías pierden”, como Castilla y León, y “otras ganan”, y criticó que “no existe una referencia” a los recursos globales con los que se dotará el sistema, en el que la comunidad “no quiere perder peso”.

Carlos Fernández Carriedo, quien recordó la infrafinanciación que sufre Castilla y León, con un modelo que deja sin cubrir el 16% de los gastos en sanidad, educación y servicios sociales, indicó que “todavía hay tiempo” para mejorar los aspectos más lesivos para la comunidad de este primer documento.

En este sentido, explicó que seguirán manteniendo contactos con otras autonomías y con los grupos del arco parlamentario de la comunidad, para llegar a enero con una postura de fuerza común. Así, incidió en que Castilla y León mantendrá la postura recogida en el acuerdo de Santiago de Compostela entre ocho autonomías, que a su entender, seguirán unidas en sus reivindicaciones, así como el pacto parlamentario que se alcanzó en las Cortes de Castilla y León en esta materia. El consejero de Economía y Hacienda dejó claro que la apertura por parte del Gobierno del debate sobre la reforma del modelo de financiación, no excluye del debate sobre otras demandas de la comunidad, como el nuevo fondos COVID para el año 2022, y el reparto “transparente y justo” de los fondos de transformación de la UE.

Ana Sánchez matiza que el borrador no convence al 100% al PSOE

La secretaria de Organización del PSOE en Castilla y León, Ana Sánchez, agradeció ayer la “propuesta responsable” presentada por el Gobierno de España el viernes para la reforma de la financiación autonómica aunque matizó que “no convence al cien por cien” a la formación socialista en la comunidad. Durante la rueda de prensa celebrada ayer en la sede del PSOECyL, Sánchez recordó que se trata de “la primera vez en muchos años que el Gobierno hace una propuesta responsable” para abordar “un problema tan importante como la financiación autonómica”. En cuanto a su afirmación de que la formación socialista en Castilla y León no está al 100% de acuerdo con los planteamientos reflejados por el Gobierno en su propuesta de reforma de la financiación autonómica, Sánchez matizó que quieren “respetar los tiempos” porque el documento inicial “es una propuesta de borrador y, como su propio nombre indica, es un borrador”. “Pero es de lealtad institucional cumplir los acuerdos alcanzados en la comunidad”, continuó esgrimiendo la socialista, que llamó por tanto a “esperar las propuestas de la Junta y cómo las aborda” sin dejar de ofrecer una “mano tendida para tener una posición de fortaleza”.