El frente que atraviesa la península este martes tiene en alerta amarilla, la de menor riesgo, a amplias zonas de todas las provincias de Castilla y León, salvo Valladolid, por lluvia, viento o nieve, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en su página web.

En concreto se anuncian lluvias de hasta 40 litros por metro cuadrado en 12 horas en Ávila y Salamanca, acumulaciones de nieve de hasta 12 centímetros en la cordillera Cantábrica de León, Zamora y Palencia, donde además el viento podría soplar con fuerza de hasta 90 kilómetros/hora y con algo menos de intensidad, 80 kilómetros por hora, en Burgos, Salamanca, Soria y Segovia.

La alerta es en todos los casos de nivel amarillo, la de menor riesgo, que no afecta a la seguridad de las personas pero sí a la hora de hacer alguna actividad concreta.

La Aemet anuncia para este martes tiempo nuboso o cubierto con precipitaciones generalizadas, localmente fuertes, y persistentes sobre todo en el oeste y suroeste, donde pueden ir acompañadas de tormenta.

La cota de la nieve se situará sobre 1.200 o 1.300 metros, subiendo en el sur y este en las horas centrales a unos 1.600, y bajando al final a 1.000 en el noroeste, a 1.200 en el Ibérico, y a unos 1.400 en el Sistema Central.

Las temperaturas se prevén sin cambios o en descenso ligero; con heladas débiles en zonas altas de montaña; y vientos del suroeste al oeste, con intervalos de fuertes y rachas muy fuertes sobre todo en montaña.

En las capitales de provincia se esperan mínimas de entre dos grados en León y 5 en Salamanca, con máximas de 9 grados en Salamanca.