El secretario autonómico del PPCyL, Francisco Vázquez, señaló ayer que el Real Decreto Ley sobre la cesión de los remanentes de tesorería de los ayuntamientos al Gobierno de España, que se votará el jueves en el Congreso de los Diputados, tiene muchas “posibilidades de que no salga”. El PP en el Senado presentará al Pleno una moción para pedir la retirada del Real Decreto y abrir un nuevo periodo de diálogo y negociación con las entidades locales.

Vázquez recordó que el acuerdo entre la FEMP y el Gobierno no cuenta con el apoyo los socios de Gobierno de Pedro Sánchez porque “Bildu, los separatistas y Podemos” lo rechazan, además de ser un documento que, en el seno de la Federación Española de Municipios y Provincias, salió adelante con el voto de calidad de su presidente, el socialista Abel Caballero porque “lo representantes de todos los partidos sin excepción, salvo el PSOE, votaron en contra”.

El secretario autonómico del PPCyL lamentó el cambio de criterio de Caballero que, en los cinco años anteriores, defendía a capa y espada la postura de liberar los fondos para los ayuntamientos. Los remanentes son los ahorros de los últimos 15 años que las entidades locales “no han podido gastar”, comentó el popular, recordando que “los consistorios van a tener menos dinero porque decrecerán mucho sus ingresos fundamentales” y ese dinero va ser clave para que los ayuntamientos puedan prestar “los servicios públicos esenciales”.

Vázquez reclamó la retirada del Real Decreto “de la ley de incautación” de los remanentes de los ayuntamientos.

El Partido Popular pedirá que se retire el Decreto y se apueste por “dialogar y consensuar” con todas las formaciones para dar soluciones a “las necesidades y prioridades” de las entidades locales, tal y como defienden el Manifiesto firmado por más de una treintena de consistorios de trece grupos políticos distintos. Una opción que parece la última oportunidad para rectificar antes de la votación.

“Claramente han metido la pata por no consensuar”, sostuvo ayer la senadora popular Paloma Sanz, porque este dinero es “fruto de lo esfuerzo y sacrificio de los vecinos” y es ahora cuándo más lo necesitan, “en el momento tan especial por las consecuencias del coronavirus se ponga a disposición de ellos, lo que hacen es quitárselo”. Paloma Sanz pidió “reflexión, honestidad y diálogo por parte del Gobierno de España” y deseó que la medida de su partido acabe por detener la votación.