Kiosko

La Opinión de Zamora

Sucesos en Zamora

El empresario acusado del hurto de palas eólicas en Benavente niega la versión de la Guardia Civil

“Ni hubo detenidos, ni las robamos, ni cortamos el material”, mantiene el empresario que denuncia severos perjuicios morales y económicos

Solar donde se encuentra las palas eólicas objeto de la intervención de la Guardia Civil. J. A. G.

El empresario de una firma gaditana del sector de la energía eólica acusado del hurto en un solar de Benavente de seis palas de aerogeneradores valoradas por la empresa propietaria en 1,8 millones ha negado la versión recogida en el comunicado difundido por la Guardia Civil en marzo.

La información difundida por la Guardia Civil señalaba la detención de dos personas y la investigación de una tercera, como supuestos autores de un delito de robo y receptación dentro de la Operación Araldite 1, iniciada en mayo de 2021 tras la denuncia de la sustracción realizada por un encargado de la empresa.

“Ni hubo detenidos, ni robamos las palas, ni cortamos el material, y está por ver si las hurtamos porque lo tendrá que decidir la juez”, sostiene el empresario, que denuncia importantes perjuicios morales y económicos por la difusión informativa de esta operación policial.

Detalle de la piezas acumuladas desde hace años en un solar de dónde fue denunciada la sustracción. J. A. G.

Según la versión de este empresario, un alumno del centro formativo de la empresa que pasó por Benavente vio desde la autovía las palas en un descampado. “Nos llamó informándonos de que estaban abandonadas en un vertedero no autorizado, en un solar que no tenía ningún tipo de vallado, aunque ahora lo han puesto, y el 7 de mayo (2021) fuimos con una furgoneta”, relata.

El empresario afirma que “las palas estaban ya cortadas, y cargamos seis en la furgoneta para enseñar a los alumnos en prácticas a trabajar con este tipo de material”.

Vídeos en redes

La empresa subió vídeos de los trabajos que se realizaban a través de las redes sociales, incluyendo Youtube. “Hubiera sido del género estúpido haber hurtado ese material y luego grabar vídeos y lanzarlos a las redes sociales”, remarca.

Reconoce que ya ha declarado ante el Juzgado de Instrucción número 2 de Benavente por vídeo conferencia y ha aportado pruebas y vídeos de su relato. Insiste en que no ha sido detenido nadie y enfatiza el hecho de que las fotos difundidas por los investigadores le han obligado a cancelar los cursos de formación y la empresa, con 15 años en el sector, ha sufrido severos perjuicios económicos porque la empresa fue localizada por las imágenes de la Guardia Civil. Precisa también que no descarta entablar acciones legales.

Compartir el artículo

stats