La Unión del Pueblo Leonés (UPL) ha afeado al candidato del PSOE a la Junta de Castilla y León, Luis Tudanca, que haya prometido aportar 10 millones al proyecto del Puerta del Noroeste en Benavente si gobierna la Junta mientras el Grupo Parlamentario Socialista rechazó en el Senado una enmienda para que el Gobierno aportase a la actuación tres millones de euros a través de los Presupuestos Generales del Estado.

"Es el colmo de la incoherencia", dicen los leonesistas en un comunicado en el que recuerdan que “no hace ni un mes su partido votó en bloque todo lo contrario, rechazando la enmienda de UPL a los Presupuestos Generales del Estado que solicitaba la implicación del Gobierno central en el desarrollo de la Puerta del Noroeste, con una partida por valor de tres millones de euros”.

Esta enmienda, la número 3477 de cuantas se debatieron en el Senado, "fue rechazada por el PSOE en el turno de votación, estando integrada en un bloque formado por quince enmiendas, todas ellas rechazadas en bloque por los socialistas, y entre las que se encontraban otras partidas solicitadas por UPL, como la regulación del tráfico en el cruce entre la N-525 con la zona de Los Salados de Benavente, el impulso de los nodos logísticos del Puerto Seco de Salamanca y Torneros del Bernesga, el impulso de FEVE en León, o la construcción de un nuevo cuartel de la Guardia Civil en Ciudad Rodrigo", precisa UPL.

El partido leonesista pide a Tudanca que “antes de venir a Benavente a prometer lo que ha rechazado su partido en el Senado hace menos de un mes, quizá debería reunirse con sus jefes en Madrid para pedirles explicaciones de por qué votaron contra un proyecto que es vital para Benavente y que desde UPL seguiremos reivindicando sea impulsado y desarrollado”, y por ello le reclaman "más hechos y menos promesas vacías”.

El PSOE ha mantenido siempre que ha el debate sobre la participación estatal en el Puerta del Noroeste que los planes de Fomento Territorial de la Junta son competencia exclusiva del Gobierno regional, razón por la que la financiación se reparte entre las administraciones regionales, provinciales y locales y por la que el Estado no participa en ninguno de estos proyectos. En el caso del Puerta del Noroeste, el Gobierno asumirá los costes de generación y ejecución de los nuevos enlaces de la Autovía A-6 al nuevo sector logístico.