Santa Marta de Tera ha logrado situarse en el panorama nacional e internacional gracias a una modesta iglesia parroquial que dio a conocer el arqueólogo granadino Manuel Gómez-Moreno (1870-1970), en el año 1903, cuando preparaba el Catálogo Monumental de la Provincia de Zamora, después de siglos de abandono y olvido. Hoy en día acoge diariamente visitantes de todo el mundo interesados en conocer esta iglesia de auténtica belleza que alberga dos hitos importantes: la Luz Equinoccial, un fenómeno que se repite cada año coincidiendo con los equinoccios de primavera y otoño y que se puede contemplar estos días; y la imagen más antigua del apóstol Santiago Peregrino que hay en Europa.

El grupo vocal durante su actuación en Santa Marta de Tera. | E. P.

Se cumplen ahora 25 años desde que en 1996 Julián Acedo, quien fuera párroco de la iglesia, observara el fenómeno de la luz equinoccial, en el que se puede contemplar cómo la luz penetra por el óculo abocinado de la capilla absidal e incide directamente sobre el capitel figurativo que remata la columna izquierda. Este fenómeno es conocido también como “milagro de la luz”, que se atribuye a los conocimientos en astrología del arquitecto de este inmueble.

Los integrantes del grupo (derecha) conversando con los diputados de Zamora y el presidente de la Asociación Amigos del Monasterio de Santa Marta. | E. P.

Precisamente los capiteles de esta iglesia son de gran interés iconográfico. “Son los modelos que vinculan más estrechamente nuestra iglesia con otros centros pioneros del Camino de Santiago, sobre todo con San Isidoro de León y Santiago”, explica el historiador Fernando Regueras.

Desde hace años se ha dado un empuje importante para hacer visible la Luz Equinoccial que en la jornada de ayer logró completar el aforo del templo parroquial, limitado por la pandemia. “Hemos tenido muchas llamadas para reservar, pero este año se ha hecho por orden de llegada de la gente”, explicó la guía Celestina.

Los visitantes han podido acercarse a este singular fenómeno gracias a las explicaciones de la guía del templo, Celestina, quien abordó las distintas teorías que existen sobre las figuras del capitel iluminado. Algunos defienden que representa a Santa Marta ascendiendo a los cielos y otros lo relacionan con la Resurrección. Volvió a plantear un nuevo enigma astrofísico . “La luz que ilumina este capital se adelanta unos minutos año tras año”.

El templo se abrirá también hoy para el “milagro de la luz” desde las 9.

El grupo Egeria realiza un viaje por el Camino de Santiago con su música

Desde hace unos años y con el interés de hacer una mayor difusión de este fenómeno de la Luz Equinoccial, la Asociación Amigos del Monasterio de Santa Marta de Tera, organiza el Concierto de la Luz y en esta ocasión ha contado con la colaboración de Diputación Provincial de Zamora que se ha hecho cargo de la financiación del concierto. El grupo vocal Egeria llevó hasta el templo románico de Santa Marta “Iacobus Yspanias”, un homenaje a una de las rutas de peregrinación más importantes y representativas como es el Camino de Santiago.

Durante el concierto realizaron un viaje a través de la música que cruzó caminos de peregrinación. Interpretarán piezas que se escribieron en lugares por donde discurre el Camino de Santiago, haciendo algunos altos en lugares como Burgos con el Códice de las Huelgas, y el Códice Calixtino. No faltó la pieza más especial del repertorio, el himno ‘Dum Pater familias’, “una de las escasas manifestaciones de un himno que cantaban los peregrinos a su llegada a Santiago.