Uno de los grupos buscando las pistas por el Parque de la Mota. | C. G. R.

Casi una veintena de niños de a partir de los nueve años cumplidos se dieron cita en la mañana de ayer en los Paseos de la Mota de Benavente para una jornada más del programa Muévete, organizado por la Concejalía de Juventud.

El calor de las últimas semanas dio una tregua, siendo la de ayer la mañana más fresca desde que comenzara el programa, el pasado día 3. La actividad, más cómoda para realizar sin el asfixiante calor que podían sofocar los juegos de agua de jornadas anteriores, consistía en una yincana de búsqueda del tesoro en los alrededores del Parque de la Mota y hasta la Plaza de Santa María.

Durante la yincana los niños tuvieron que escudriñar los rincones de la Mota y la Plaza de Santa María, ayudándose de un mapa y las pistas que las monitoras concedían para encontrar las pegatinas. El primero de los tres equipos que lo consiguiera, sería el grupo ganador y recibiría algunos obsequios.

Un grupo que encontró una de las pistas bajo un banco. C .G. R.

Según Maite Fernández, técnico de Juventud del Ayuntamiento de Benavente, “al disponer de un entorno privilegiado como es la Mota, da mucho más juego, para genera todas las pistas”. “A veces nos lanzamos y vamos un poquito más allá, hasta la zona de Santa María, lo que sería un radio relativamente pequeño en el que pueden buscar las pistas”, añade.

La actividad se llevó a cabo bajo el máximo respeto a las medidas higiénico sanitarias para evitar cualquier riesgo de posible contagio. Afirma Maite Fernández que “los niños cumplen a rajatabla con las medidas sanitarias” y añade que se lo toman más en serio que los adultos”. Nadie se quitó la mascarilla durante el desarrollo de la actividad, y la distancia de seguridad se intentaba mantener siempre, en la medida de lo posible. Además, añade Fernández que “los niños evitaban el contacto la mayor parte del tiempo”.

“Hemos tenido una buena participación”, apunta. El cupo máximo de dieciocho participantes quedó completo. Todos los niños que se inscribieron en la actividad fueron divididos en tres grupos de seis, cada uno de los cuales acompañado de una monitora que se encargaba de vigilarlos.

El miércoles día 2 de septiembre se realizará otra búsqueda del tesoro.