18 de noviembre de 2019
18.11.2019
La Opinión de Zamora

Medio Ambiente alerta al Seprona de la acumulación de residuos y neumáticos

La Concejalía pone en conocimiento de la Guardia Civil ambos hechos, uno en el término municipal benaventano y otro en el de San Cristóbal de Entreviñas

17.11.2019 | 22:35

La Concejalía de Medio Ambiente ha puesto en conocimiento del Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil la acumulación de residuos en una explanada de la ciudad y un depósito de neumáticos en una finca emplazada en el término municipal de San Cristóbal de Entreviñas, en la raya con el término municipal benaventano.

El primero, residuos que podrían proceder de trabajos de reparación del firme y extracción del asfalto deteriorado en una carretera nacional próxima, no dispone de licencia urbanística municipal, preceptiva según la Concejalía. En el segundo caso, la competencia corresponde al Ayuntamiento de San Cristóbal, que ayer explicó que la empresa inició hace tiempo un proceso de regularización ambiental.

Medio Ambiente entiende que el Reglamento de Urbanismo de Castilla y León establece que son actos sujetos a licencia urbanística los depósitos de residuos como el que ha puesto en conocimiento del Seprona en la ciudad. En el caso de almacenamiento de ruedas a la intemperie, "una enorme cantidad de neumáticos usados en parcela situada junto a las autovías, cercano a poblaciones como Benavente o San Cristóbal de Entreviñas", entraña riesgos como el peligro de incendio y, en el caso de que se produjera una situación de este tipo, el humo generado sería tóxico.

"Ejemplos de incendios de almacenes con toneladas de neumáticos fuera de uso acumulados y hacinados son los de Valdemoro y Seseña (Castilla-la Mancha en mayo 2016), o más cercanos como los de Castrillo de la Ribera en diciembre de 2015 o los de Ardoncino y Villanueva del Carnero en la vecina provincia de León en 2015", ha recordado la Concejalía.

Medio Ambiente afirma también que desconoce si en este almacén de neumáticos "disponen de medios para su extinción, en caso de producirse algún incendio" y con relación al depósito y acumulación de residuos al aire libre en fincas privadas avisa de otros riesgos, "como que los residuos lleguen al subsuelo contaminando las aguas subterráneas, incremento de los niveles de contaminación del aire por la emisión de sustancias tóxicas altamente cancerígenas como las dioxinas, furanos, metales pesados y otros."

Hoy por hoy, entiende el responsable de área del Ayuntamiento benaventano, Manuel Burón, "existe una deficiente política de residuos que aplican las distintas administraciones sobre la gestión de neumáticos usados y se sigue la máxima de que quien contamina, paga". El concejal explica que la Ley de residuos y suelos contaminados considera infracciones graves el abandono, vertido o eliminación incontrolados de cualquier tipo de residuos no peligrosos sin que se haya puesto en peligro grave la salud de las personas o se haya producido un daño o deterioro grave para el medio ambiente.

En este caso las infracciones conllevan multa que va desde 901 euros hasta 45.000 euros, excepto si se trata de residuos peligrosos, en cuyo caso la multa será superior y oscilará desde 9.001 euros hasta 300.000 euros.

La detección de la acumulación de residuos al aire libre detectada por el Ayuntamiento en una finca del término municipal y puesta en conocimiento del Seprona, comportaría en primera instancia una vulneración de la normativa urbanística local, por lo que el Consistorio abrirá previsiblemente un expediente sancionador de restauración de la legalidad sino se tramita la solicitud de la necesaria autorización. En los últimos años la Administración local benaventana tampoco ha sido ajena a denuncias ante la Guardia Civil por episodios relacionados depósito de restos de obras en espacios al aire libre que han estado en gran medida rodeados de controversia política.

De hecho, en el pasado mandato el Gobierno local tuvo que hace frente a una denuncia del Partido Popular ante el Seprona por la presunta utilización de escombros para el relleno en las pistas de atletismo, por los que tuvo que afrontar la apertura de un expediente sancionador por parte del Servicio Territorial de Medio Ambiente de la Junta en Zamora

En este caso el Ayuntamiento benaventano había pedido a una constructora que realizaba obras en la ciudad por una adjudicación municipal que trasladase "tierra limpia" procedente de los trabajos de excavación de la obra adjudicada a las pistas de atletismo y el Servicio Territorial de Medio Ambiente terminó exonerando al Consistorio de responsabilidad alguna y decidiendo el archivo de la denuncia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

GUÍA DE VINOS DE ZAMORA

Descubre los mejores productos enológicos de la provincia

Foto

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags

Neomotor

Toda la información sobre el mundo del motor

Conoce las últimas tendencias y las novedades en coches, motos y la industria automovilística.