El Ayuntamiento de Pobladura del Valle tiene previsto completar a lo largo de mañana las conexiones a la red de abastecimiento comarcal con la ejecución de los últimos trabajos consistentes en la instalación de la tubería desde la nueva caseta hasta el depósito del agua.

Este municipio es uno de los dos primeros en la comarca de los que cuentan con depósito elevado en completar las instalaciones.

La empresa Ricalsa que viene realizando las conexiones en los municipios adheridos al Plan de abastecimiento, ya ha finalizado la instalación de válvulas reguladoras de caudal y presión, así como la instalación de contadores, filtros, juegos de llaves de paso, ventosas y manómetros.

Con esta actuación, una vez que se ponga en funcionamiento el servicio de agua desde el río Tera en Sitrama, el municipio de Pobladura del Valle dejará fuera de uso las instalaciones de la planta potabilizadora inauguradas el pasado verano que contaron con una inversión de 133.487 euros, financiada mediante el convenio contra la Sequía suscrito entre la Junta de Castilla y León, la Diputación y el propio Ayuntamiento de Pobladura. Un extremo que ha venido siendo criticado por algunos vecinos señalando que la instalación de equipos de la planta se venía haciendo a la par de ejecutarse el Plan del Abastecimiento comarcal.

Pobladura seguirá suministrándose de agua del pozo de sondeo potabilizando el líquido con los equipos instalados para eliminar la presencia de atrazinas y altos contenidos de hierro y manganeso, finalidad para la que se acometió la planta potabilizadora, todo ello hasta que entre en servicio el Plan comarcal. La Confederación Hidrográfica del Duero estima que las obras estén finalizadas a partir del próximo mes de julio, aunque el proyecto actualmente en ejecución contempla un plazo de seis meses de prueba.