23 de febrero de 2015
23.02.2015

La micología mueve 130 millones en Castilla y León en el último año

El director científico del proyecto Micocyl, Fernando Martínez-Peña, ha presentado hoy estos datos en Zamora

23.02.2015 | 16:50
La micología mueve 130 millones en Castilla y León en el último año

La micología ha movido en el último año un volumen de negocio que ha rebasado los 130 millones de euros en Castilla y León, lo que supone más del doble que el movimiento económico de una campaña normal, según se ha puesto de relieve en unas jornadas celebradas hoy en Zamora.

El incremento del valor económico se ha debido principalmente a que el pasado otoño la campaña fue "excepcional" y se registró un récord de producción en algunas zonas como en Soria, con la mejor campaña de los últimos veinte años, según ha declarado a Efe el director científico del proyecto Micocyl, Fernando Martínez-Peña.

Del volumen de negocio, cerca del 40 por ciento es valor añadido que se genera a través de las empresas comercializadoras, mientras que un 39 por ciento corresponde al dinero que mueve el turismo micológico y la restauración y la hostelería relacionada con las setas y hongos comestibles.

Además, cerca del 1 por ciento del volumen económico corresponde al dinero que se abonan por permisos de recolección como contraprestación por los derechos de propiedad en un área de 400.000 hectáreas de la Comunidad, según ha detallado este experto.

En Castilla y León existen actualmente una treintena de empresas comercializadoras del sector micológico y en España rondan el centenar, que trabajan principalmente con una veintena de especies de alto interés comercial entre las que las más conocidas son los boletus edulis, níscalos y trufas.

Por su parte, la gerente de la Confederación de Organizaciones de Selvicultores de España (Cose), Patricia Gómez, ha reclamado un mayor control por parte del Seprona de la Guardia Civil de los robos de setas que generan "alarma social".

Estos robos, según ha indicado a Efe, causan daños porque se producen principalmente por bandas en su mayoría integradas por ciudadanos de nacionalidad rumana que "arrasan" la zona y causan daños medioambientales porque no siguen los códigos de buenas prácticas en la recolección.

Además, según ha agregado, posibilitan una economía sumergida de compra de setas y hongos comestibles sin los debidos controles sanitarios.

Patricia Gómez ha defendido el aprovechamiento de los recursos micológicos como una oportunidad para generar riqueza y empleo, sobre todo femenino, en las zonas rurales.

Estas cuestiones se han abordado hoy en una jornada técnico empresarial del sector micológico que se ha desarrollado en la Diputación de Zamora.

La jornada, de ámbito nacional, ha pretendido establecer un debate entre propietarios forestales, recolectores, empresas comercializadoras y el sector de la restauración, para tratar la problemática del sector, obtener una mejora del rendimiento económico y mantener la riqueza micológica de los bosques.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook