La Guardia Civil detiene a un hombre que escondía cocaína en sus calzoncillos en Benavente

El acusado, sin antecedentes penales, ha sido condenado a año y medio de cárcel por portar los estupefacientes en la ropa interior y zapatos

27.10.2015 | 12:08
Los dos acusados escuchan a los letrados desde el banquillo.

Salió de la casa de su socio con las dosis ya preparadas para la venta a sus pequeños clientes habituales y los agentes de la Guardia Civil le sorprendieron, encontrando las sustancias estupefacientes escondidas en sus calzoncillos y en uno de sus zapatos.

Los dos acusados estaban siendo investigados desde hacía tiempo por la Benemérita al ser sospechosos de un presunto delito contra la salud pública por tráfico de drogas en Benavente y, de acuerdo con las intervenciones telefónicas realizadas a las conversaciones en sus terminales móviles, con las que se podía corroborar que ambos sospechosos se dedicaban a la venta de cocaína al menudeo. A raíz de ello, se organizó un dispositivo para interceptarlos en plena actividad.

De esta manera, los agentes esperaron a que uno de los acusados saliera de la casa de su compañero y cuando se dirigía al centro de la ciudad se procedió a su cacheo. Fue entonces cuando la Guardia Civil encontró en sus calzoncillos tres envoltorios de plástico que contenían 1,68 gramos de cocaína. Además, bajo la plantilla de uno de sus zapatos también se encontró otro cilindro con 9,43 gramos de droga. Estas sustancias podrían haber alcanzado en el mercado un valor de venta de 800 euros.

Los agentes entraron después en la vivienda de la que había salido el sospechoso, donde se encontraba el otro acusado, junto a dos personas. Durante el registro de la vivienda, también se encontró cocaína, aunque únicamente 0,23 gramos. Pero los guardias civiles se dieron cuenta de que en el cuarto de baño de la vivienda había restos de droga en la taza del retrete. El propio sospechoso confesó a los agentes en ese mismo momento que se había intentando deshacerse de 20 gramos de cocaína ante la presencia policial. El destino de esa sustancia era la distribución para el consumo ajeno. Además, los agentes se hicieron con varios comprimidos.

Según el informe forense que se aportó a las investigaciones, el detenido en la casa en Benavente tiene sus facultades disminuidas por su dependencia a las drogas.

La Audiencia Provincial juzgaba ayer este delito contra la salud pública, cometido en Benavente en 2011. Los abogados de la defensa y el Ministerio Fiscal llegaron a un acuerdo, por lo que finalmente no tuvo que celebrarse la vista, al haber alcanzado las partes una conformidad.

De esta manera, la pena inicial que se solicitaba desde la Fiscalía, de cuatro años de prisión, se vio reducida a un año y medio de cárcel para el acusado, de nacionalidad dominicana, al que se le cacheó en la calle y se le encontró las dosis de cocaína, y a doce meses de cárcel para el hombre que estaba en la vivienda a la que accedieron los agentes, zamorano.

La diferencia de las sanciones determinadas a los dos acusados radica en que a este último se le aplicó la circunstancia atenuante de drogodependencia. Ambos acusados no contaban con antecedentes penales y deberán de cumplir, además de con la pena de cárcel, con una sanción de 1.500 euros de multa. Con la conformidad de los acusados con los hechos y las penas solicitadas, el juicio quedó visto para sentencia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

GUÍA DE VINOS DE ZAMORA

Descubre los mejores productos enológicos de la provincia

Foto

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags

Enlaces recomendados: Premios Cine