Malos tiempos para el saber

Los sindicatos educativos valoran el 2012 como «nefasto» y prevén un nuevo año «con más recortes y carencias» l En Zamora hay centros que «no tienen para calefacción»

 08:55  
Escudero, Casado, Salvador y Gallardo charlan sobre el futuro de la educación con la biblioteca pública detrás.
Escudero, Casado, Salvador y Gallardo charlan sobre el futuro de la educación con la biblioteca pública detrás.  Foto Emilio Fraile

El futuro educativo se perfila incierto para los responsables de los sindicatos de profesores de Zamora, que ven en los recortes de hoy la lacra social de mañana. No entienden por qué «se recorta en educación cuando los políticos mantienen intactos sus privilegios». El cierre de aulas en los pueblos «se puede entender desde el punto de vista económico», pero consideran que desde el social es mucho más discutible. Las condiciones laborales de los trabajadores empeoran, y con ellas las de unos alumnos que «sufrirán unas decisiones catastróficas».

JUDIT CALVO
A la pregunta de ¿cómo valoran el 2012 en cuanto a políticas educativas? Los adjetivos cambian, pero el significado es el mismo, «ha sido el peor año en términos absolutos, porque es el primero en el que se ha retrocedido. Siempre se había avanzando algo, con pasos grandes o pequeños, pero este curso todos han sido hacia atrás», asegura Fermín Casado, del sindicato Anpe.

Los recortes ya se han dejado notar en la provincia y se ha traducido en la supresión de aulas unitarias de Primaria, como Tagarabuena, Cubillos o Pueblica, y ha desaparecido también de algunos centros el primer ciclo de ESO, «pero lo que más ha afectado es el aumento de las ratios, de los alumnos por aula, y de las horas lectivas de profesores y maestros», enumera Jesús Escudero, del sindicato SteCyL, que puede ver justificación en las medidas desde el punto de vista económico, «pero desde el social es mucho más que discutible» lamenta,

Según sus cuentas son entre 120 y 160 los profesores que este curso ha perdido la provincia por el aumento de las horas lectivas y la medida de no cubrir las bajas hasta los 15 días de ausencia.

La situación, según coinciden los responsables de Educación, no ha llegado a su peor momento en los centros educativos, aunque los hay que «solo ponen la calefacción a 13 grados, a una compañera en un aula unitaria se le estropeaba el ordenador y la impresora por la humedad del centro y hay otros muchos en los que los alumnos y los profesores tienen que estar con sus abrigos y sus gorros en clase», denuncia Casado.

Aunque según los docentes, «lo peor está por llegar», las medidas educativas y los recortes llevados a cabo durante este año, «se van a notar sobre todo dentro de unos años, se unirá a la situación de las universidades y conseguirá que dejemos de tener la formación que habíamos logrado hasta ahora. Sufriremos un empeoramiento a todos los niveles que se traducirá en un empeoramiento social», se pronuncia, contundente, Carmelo Gallardo, responsable del sindicato CSI-F.

«Malo en cuanto a empleo y malo para la calidad de la educación». Así ve Antonio Salvador, desde CC OO, la deriva del año que termina. En cifras, la educación pública pierde un 7,7% este curso, «y suma un 37% menos de financiación en los últimos años. Para mejoras de los centros se invertían 144 millones de euros, que se han reducido a 25, lo que impide hacerlas, y dotar las aulas de equipamiento. Además hay centros muy antiguos, como la Universidad Laboral, que necesitan más presupuesto y otros en los que no tienen ni para gastos los corrientes», concluye Salvador.

Sacar el tema de la nueva Ley Orgánica de la Mejora de la Calidad Educativa (LOMCE) no mejora las cosas. «Esta ley no era necesaria, ni la LOE ni la LOGSE, porque nace muerta sin el consenso entre los grandes partidos y los agentes sociales», se pronuncian los docentes, que ven imprescindible llegar a un pacto de Estado «por el bien de toda la sociedad, porque esta ley ha sido negociada solo con la iglesia católica, es muy conservadora y hasta los colegios que segregan por sexo estarán subvencionados», explica Escudero.

Como una «imposición», así sienten que el Gobierno ha presentado la nueva norma a los profesores, «tratándonos de manera infame», se queja Salvador.

Entre los puntos «negros» que los profesionales de la educación ven al nuevo texto normativo está la pérdida de poder de los consejos escolares, a los que «se escuchará pero no son vinculantes», un poder que por otro lado gana la figura del director, «un gestor puesto por la administración que tiene competencia para contratar interinos o asesores bilingües, «tengan o no la titulación correspondiente, aunque seas de otra especialidad, si quieren ahorrar gastos, o por otra razón, un profesor de dibujo puede dar lengua, se vuelve a la política del dedo», denuncian los docentes.

Mal año y malas perspectivas, que tienen un punto positivo según el análisis de los sindicalistas: «la dedicación de los profesores, que ponen de su tiempo y de su esfuerzo para suplir las carencias en las aulas». Y rebuscando sale otra buena noticia: la convocatoria de oposiciones. Una noticia que aunque positiva, «no cubre ni el 10% de los que se jubilan».

No quieren resignarse, porque dicen estar convencidos de que se puede recortar en muchas otras cosas, «no puede ser que una familia tenga que pagar 4,60 por el comedor escolar y en el Congreso los menús estén subvencionados».

En su opinión, «los políticos son los que tienen privilegios, no los trabajadores ni los funcionarios, a los que nos ha costado mucho lograr mejoras laborales, ellos son los que se tienen que recortar», coinciden los profesores, que miran con recelo las nuevas medidas «que se llevan por delante la educación con la que siempre soñamos».


La opinión de los afectados


«Una familia paga 4,60 euros por el comedor, pero el menú en el Congreso está subvencionado»

>

CSI-F

«Es inadmisible que los recortes afecten más a la escuela pública que a la concertada»

>

SteCyL

«La nueva ley permite que dé clase gente sin la titulación necesaria. El director escoge»

>

Anpe

«Hay centros que no tienen ni para pagar los gastos corrientes, de reformas ni hablamos»

>

CC OO

Suscríbete a la edición papel

Suscripción La Opinión papel

Desde tu ordenador

Recibe el periódico en tu casa todos los días. Es rápido, cómodo y sencillo.
 
Enlaces recomendados: Premios Cine