EN DIRECTO
Semana Santa

Mendiri dimite como abad de las Siete Palabras, con solo 7 meses de mandato

El dirigente acusa a «muchas personas» de utilizar «su cofradía en su provecho» y «buscar sus cinco minutos de gloria»

 11:08  
Javier Mendiri.
Javier Mendiri.  Foto L. O. Z.

CARLOS GIL
El abad de las Siete Palabras, Javier Mendiri, que había renovado mandato el pasado mes de mayo, ha presentado su dimisión, mediante una carta enviada a los dos viceabades, Javier Caballero y Roberto Ariza por el «odio y rencor» de algunos hermanos hacia su persona y la «traición» ocurrida con la elección del presidente de la Junta de Semana Santa. La directiva estudiará la próxima semana el camino a seguir, de acuerdo con los estatutos, posiblemente la convocatoria de nuevas elecciones en un plazo de 15 días.

En la carta Mendiri considera que su papel de abad «debía de ser en todo momento promover un sentimiento de "hermano" por lo que asumo mi culpa o mi parte de culpa y tengo que dimitir porque debo ser coherente con mis ideas (...). No soy un abad para tratar de sacar provecho de la Hermandad ni para ocupar ninguna figura representativa». Mendiri asegura que «todo lo que veo a mi alrededor es odio y rencor y evidentemente yo no participo de esta manera de ver las cosas y menos en una hermandad. Algunos de los que dicen que tanto aman a la Hermandad son los que están manifestando más odio, acritud y rencor hacia su abad. Estas actitudes no deben de permitirse ni darse bajo ningún concepto».

Admite que no ha conseguido «hacer hermandad desde una postura lo más discreta posible». Y anima a la reflexión de todos: «¿Qué está pasando en las cofradías y hermandades? Algo muy sencillo: se han perdido los valores y los responsables no hemos sido capaces de hacer que se recuperen. Y lo más preocupante es que muchas de las personas que dicen que aman a su cofradía o hermandad la están utilizando para su provecho personal, para buscar sus cinco minutos de gloria en la prensa escrita, radio o televisión que de otra manera no conseguirían nunca». El dimitido asegura que «no participo de todo lo que está pasando con la Pasión zamorana. Hace apenas unos días parecía haber consenso en la elección de la persona que se había ofrecido y había dado un paso al frente para ayudar a ver un horizonte más claro en nuestra Semana Santa. De repente, muchos de los que le ofrecieron dicho apoyo, y escondidos desde el anonimato, "traicionaron" dicha figura. Evidentemente yo, como Javier Mendiri, y como abad de las Siete Palabras no puedo ser cabeza visible y se me identifique con ese grupo que dice una cosa y obra de otro modo. Al final, las palabras son palabras. Lo que valen son los hechos». Mendiri considera que las cofradías «tenemos que ir de la mano del Obispado. En Comunión unos con otros. Si en algún momento las cofradías y hermandades deciden ir por su lado sin nadie que les guíe surgen los problemas». Al final, «la Junta Pro Semana Santa se creó para difundir la imagen de Nuestra Semana Santa fuera de nuestras fronteras. Pero, no debemos olvidar que cada presidente o abad debemos ser ratificado por la figura más representativa de la Iglesia en la ciudad. Por lo tanto, presidentes y obispo deben ayudarse y unirse. ¿Quién debe ser la cabeza más visible en estos casos? Para mí, ambos deben convivir y ayudar».

«Si uno flaquea que sea el otro quien tome el rumbo (...). Sólo pediros un favor a todos, la Semana Santa está herida de muerte desde hace mucho tiempo. Lo importante no es un desfile que se hace una vez al año, es un acto principal pero un acto más al fin y al cabo, lo importante es todo lo que debe de existir detrás de eso todo el año. Ojalá consigáis lo que yo no he podido conseguir», se despide Mendiri en su carta de dimisión.

Suscríbete a la edición papel

Suscripción La Opinión papel

Desde tu ordenador

Recibe el periódico en tu casa todos los días. Es rápido, cómodo y sencillo.
 
Enlaces recomendados: Premios Cine