La columna del lector

Ante la crisis de los refugiados

27.07.2016 | 00:19

No es la opción más deseable, pero sí un buen punto de partida para empezar a poner orden en la nefasta gestión de la crisis de los refugiados en Europa, que está generando enormes tensiones internas en la UE y está socavando las mismas bases del derecho internacional humanitario. La Comisión ha propuesto un mecanismo que permitiría homogeneizar la protección a los refugiados en todos los países miembros y un reasentamiento equitativo entre aquellos que quieran participar en el programa. Como incentivo, se ofrecería a esos países una ayuda de 10.000 euros por refugiado reasentado, descartándose un planteamiento sancionador que sería, hoy por hoy, muy difícil de implantar. La propuesta deja cierto sabor agridulce. Por un lado el derecho de asilo está internacionalmente reconocido y la realidad es que Europa está lanzando hoy un mensaje terrible al mundo con el sistemático incumplimiento de sus obligaciones. Dicho lo cual es justo dar la bienvenida a cualquier paso en la dirección correcta, aunque sea un paso limitado. Los acuerdos de reparto de refugiados en los últimos meses han fracasado estrepitosamente, por lo que parece sensato que la Comisión proponga otras alternativas, siempre y cuando no se utilicen como coartada para restringir arbitrariamente la entrada de refugiados en el continente.

Jesús de Madrid (Coruña)

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine