La columna del lector

El casco histórico de Toro y el ruido

06.06.2016 | 00:05

Personalmente me declaro víctima de esta incapacidad de las sucesivas corporaciones municipales (PSOE-PP) de resolver un problema que no solo a mí me afecta, el problema del ruido y desordenes callejeros de los fines de semana, que tiene su base sociológica en lo que se llamó (allá por los 70) la movida toresana... movida del ruido, del botellón y de la falta de civismo (vomitonas y borracheras ) "tapadas", a fuerza de no querer mirar, por parte de la autoridad municipal y que al final solo ha servido para enriquecer a una docena de hosteleros de la noche? que a eso de las 5 de la mañana se van (tan ricamente) a dormir a sus casas... dejando su senda de calles y viviendas semiderruidas y una iniciación exhaustiva en las bebidas espirituosas? que nada tienen que ver con el vino saludable de nuestras bodegas.

¿Cuándo va el Ayuntamiento toresano a "abordar" la redacción de unas nuevas ordenanzas municipales restrictivas contra los excesos del ruido , o un Plan de Ordenación que, ciñéndose a la Ley del Ruido de Castilla y León , impida que en nuestra ciudad coexistan (como ya he denunciado sucesivamente) tres locales de ocio en el espacio de 20 metros de separación? el último con licencia de hace un par de años "que cierran a las 4:30 cada viernes y sábado". ¡Cómo puede asumir Toro esta salvajada para con sus convecinos! Quizás la única solidaridad posible con los afectados sería la conciencia ciudadana, como consumidores, para solidarizarse con sus convecinos que padecemos este desastre de contaminación acústica, apoyándonos desde su negativa a contribuir a esta situación irracional de la que ellos mismos pueden ser víctimas mañana.

¿Tiene alguna competencia la Guardia Civil en estos asuntos de desordenes callejeros, bebida de alcohol en la calle? desórdenes...? Cuando he buscado su apoyo me han remitido amablemente al Ayuntamiento como autoridad responsable de hacer cumplir el horario de cierre de los locales de ocio y cumplimiento de la normativa de ruidos... del tema de los desordenes públicos no "me acordé" de preguntarles. Desde la Delegación territorial de Zamora me dicen que se encuentran en distintos estados de tramitación los expedientes sancionadores correspondientes a los años 2015 y 2016 como consecuencia de infracción de horario de cierre de establecimientos públicos sitos en la calle anteriormente citada (Trasalfóndiga)?, pero cada fin de semana? debo esperar a las 4:30 de la mañana, a que se recojan los últimos clientes (bien cargados de alcohol), esperando que "acierten" pronto a meter la llave en la cerradura del coche? para que se vayan a su casa.

Por qué no se preguntan los concejales municipales toresanos? hijos algunos de ellos de anteriores munícipes toresanos (Agustín Asensio) a los que ya planteé, con escaso éxito estos mismos problemas hace una década, cómo han "resuelto" en ciudades turísticas con una gran vida nocturna, como Salamanca estos problemas.

Toro, que mantiene una actividad económica muy digna con grandes emprendedores/inversores y trabajadores de todos los sectores, incluido el Cultural-patrimonial, se merece ofrecer a sus visitantes una trama urbana digna, sin necesidad de ocultar con "pinturas" y trampantojos los vacíos dejados, por el abandono de los vecinos, hartos de follones nocturnos y la inacción de la autoridad.

José María Nieto Martín (Toro)

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine