La columna del lector

Los beneficios de leer

26.09.2015 | 00:27

Hace unos días, leía que el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte ha puesto en marcha una Plan Integral de Fomento de la Lectura. Celebro esta gran iniciativa, pues, cono recogía en fechas recientes Cristina Filardo Llamas, en una carta: "Leer es compartir, respetar, vivir. Es imaginar, sentir, volar".

El fomento de la lectura es tarea que nos corresponde a todos.

Los padres y maestros tienen especial responsabilidad en inculcar a sus hijos y alumnos esta afición que, adquirida durante la infancia, se mantiene durante toda la vida; hemos de crear adictos a la lectura y de la comprensión lectora como existen adictos a las librerías, ciertamente que tanto padres como maestros han de dar ejemplo. Queridos lectores, les recomiendo se rodeen de libros, son fuente de cultura y formación y permanecen a lo largo de toda la vida, como los buenos amigos. No olviden que un libro ayuda a triunfar..

Honestamente creo, que no podemos disculparnos diciendo que su adquisición es cara pues, salvo ediciones lujosas, el resto, están al alcance de todos aquellos que tiene afición e interés por la lectura, amén de la existencia de "libros de viejo", libros de segunda mano, ediciones rústicas, de bolsillo etc? y las mil y una bibliotecas públicas de donde pueden sacarse libros para su lectura.

Hemos de inculcar la afición a la lectura y lo que es muy importante su comprensión; es fundamental comprender lo que hemos leído. Les recomiendo que se auxilien de un buen diccionario, pues, no podemos leer sin comprender el significado de las palabras en su contexto, sin comprender lo que leemos la lectura no produce satisfacción, que es una de las notas esenciales de la lectura.

Durante el pasado agosto, aproveché unos días de descanso, en Lanzahita, en el Valle del Tiétar para leer un libro del escritor Juan Eslava Galán titulado: "Una historia de la Guerra Civil que no va a gustar a nadie". Créanme que me está mereciendo la pena su lectura, por la visión realista y objetiva de una "locura homicida" como califica el autor a la Guerra Civil española.

Dicho todo lo anterior, hemos de saber trasmitir el amor por la lectura a todos los niveles, que los niños comiencen cuanto antes, amando los cuentos, esos cuentos que su padres les leen antes de dormir, que son como una suave brisa que les lleva a un sueño reparador, que los niños disfruten de las sensaciones que les produce el paso de las hojas de esos cuentos infantiles, primero solo con dibujos, y cuando han aprendido a leer con sus textos elementales.

La lectura de un libro tiene la virtud de que es posible viajar sin movernos, pues, el escritor en sus líneas nos está llevando a un lugar lejano, nos permite conocer cómo era la vida en un lugar concreto en una época pasada o actual. La lectura nos permite dar libertad a nuestra imaginación y la libertad de pensamiento se va forjando a lo largo de los años con base sólida en la lectura y en la formación que la misma nos produce.

Recuerdo que hace años existía una frase hecha que decía así: "Un hombre sin información, es un hombre sin opinión", qué gran verdad.

Formemos nuestras opiniones sólidas en la lectura, en el estudio, en la reflexión.

La lectura amén de producirnos placer, nos produce formación y la formación nos da libertad, como fácilmente, pueden comprender la lectura solo nos produce ventajas. Comencemos a leer hoy, mañana puede ser tarde, aunque como bien dice el refrán "Nunca es tarde si la dicha es buena".

Pedro Bécares de Lera (Zamora)

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine