Del rigor en las críticas

La ministra de Empleo solo dijo la verdad: la tendencia del desempleo va a la baja

20.09.2015 | 00:06
Del rigor en las críticas

La reciente presencia en Zamora de la ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, y sus declaraciones de hace algunos días parecen haber molestado a la oposición. Es entendible que los partidos políticos en la oposición critiquen la actuación del Gobierno pero a esa crítica debe exigírsele rigor y seriedad.

Deben criticarse los datos contraponiendo otros datos porque las descalificaciones sin fundamento habitualmente califican mejor al que las emite que al destinatario.

El responsable provincial de Ciudadanos tacha de vergonzosas las manifestaciones de la ministra sin aportar las razones de tal vergüenza. ¿Debe avergonzarse la ministra de haber cambiado radicalmente la tendencia del desempleo en toda España y también en nuestra provincia?

Cuando Báñez entró en el Gobierno del presidente Rajoy, heredó del Gobierno de Zapatero 16.500 desempleados y en una deriva creciente que llegó a alcanzar casi los 20.000 a finales del 2013. Hoy la cifra de desempleados en Zamora es de poco más de 15.000. Una cifra muy alta todavía, pero evidentemente mucho mejor que la que Fátima Báñez heredó de los socialistas.

No solo hay hoy en Zamora 1.500 parados menos, sino que ha cambiado radicalmente la tendencia. Cuando el PP llegó al Gobierno, el paro crecía en Zamora a un ritmo próximo al 10 por ciento. Hoy la tendencia es justamente la contraria. El desempleo se reduce en casi un 10 por ciento. 1.500 parados menos y sobre todo 20 puntos en el cambio de tendencia no son motivo de vergüenza alguna.

Sin exhibir ningún tipo de triunfalismo, es innegable que las políticas y las reformas llevadas adelante por el Gobierno del PP, están dando sus frutos.

También se ha sumado a la crítica poco fundamentada, y lo que es peor con cifras falsas, la diputada nacional del Partido Socialista Mar Rominguera, cuando afirma que hoy hay en Zamora 4.000 parados más de los que recibió el Gobierno del PP.

Las opiniones son subjetivas pero los datos, los números, son objetivos y tercos. Hoy en Zamora no hay 4.000 parados más de los que dejó Zapatero, sino 1.500 menos. De igual manera, el número de empresas que cotizan, muchas de ellas constituidas por autónomos, también se ha incrementado, y ha cambiado la tendencia.

El PSOE dejó en Zamora 6.000 empresas cotizando, y con una tendencia negativa que hizo que a finales del 2013 fuesen poco más de 5.500 las empresas cotizantes en la provincia.

Hoy hay 6.500 pequeñas empresas que cotizan y con una tendencia que incrementa su número mes a mes. Estamos ya cerca de 1.000 empresas cotizantes más de las que la crisis nos dejó en su momento más álgido.

Son por tanto absolutamente inapropiadas, por su carencia de rigor, las críticas que tanto el responsable de Ciudadanos en Zamora como la señora Rominguera han hecho a las afirmaciones de la ministra Báñez en su visita a la provincia de Zamora.

En el caso del señor Requejo tal vez las peleas internas que parecen acontecer en su formación le han llevado a manifestar esos descalificativos, sin fundamento alguno, a la ministra. No pretendo darle consejo pero creo que no es una buena forma de iniciar su pretendido camino hacia la política nacional.

Aprovecho también esta oportunidad para dejar constancia de nuestra gratitud, y me gustaría que fuese reconocida por todos los zamoranos, hacia la ministra de Fomento, la zamorana Ana Pastor.

En un tiempo tan difícil como el que ha tenido durante estos casi cuatro años, donde las reducciones de gastos para enderezar el rumbo de España, han obligado a todos los ministerios a frenar drásticamente sus inversiones, nuestra ministra ha colocado a Zamora en un lugar preferente.

La tan demandada autovía entre Benavente y Zamora hoy es una realidad que podemos disfrutar quienes por ella viajamos asiduamente.

Más de 1.000 millones de euros en esta legislatura tan difícil ha destinado el Ministerio de Fomento para que el AVE sea hoy una realidad en Zamora, que podrá inaugurarse antes de que finalice el año.

Asimismo, la otra eterna reivindicación de Zamora, la autovía entre la capital y la frontera portuguesa, está, después de tantos años en el olvido, ya en marcha.

Las entrevistas que la ministra Ana Pastor ha mantenido recientemente con el presidente provincial del Partido Popular de Zamora, Fernando Martínez-Maíllo, y la de la presidenta de la Diputación, Mayte Martín Pozo, ratifican el compromiso del Ministerio con esta autovía, y los Presupuestos Generales del Estado, que en breve serán aprobados por el Parlamento Nacional dejarán constancia en forma de ley de tales compromisos.

En esos presupuestos aparecerán partidas para que los trabajos administrativos que aún están pendientes finalicen en el próximo año 2016, y que las obras puedan dar comienzo en 2017, con partidas presupuestarias suficientemente dotadas.

Los tiempos que se avecinan, próximas ya las elecciones generales, son proclives a que los dirigentes, y los aspirantes a un puesto en el Parlamento Nacional, acentúen sus críticas sobre la gestión del Gobierno. Esas críticas serán siempre bien recibidas si se hacen con el equilibrio, la sensatez y el rigor, y caerán en el saco del descrédito y del olvido de quienes las profieren si, como en este caso, carecen de tales elementos.

(*) Senador por la provincia de Zamora

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine