Día tras día

Euforia independentista

Pese a la presunta corrupción de CDC, Mas se afianza en las encuestas

08.09.2015 | 08:47
Juan Jesús Rodero

M ientras el Partido Popular, que es el menos popular de los partidos aunque sea el más votado, sigue empecinado con sacar adelante en solitario la reforma del Constitucional para que el alto Tribunal adquiera un poder ejecutivo y sancionador del que ahora carece y con el que Rajoy pretende cobijarse y trasladar responsabilidades a otras instancias sobre lo que pueda pasar en las elecciones de Cataluña el próximo día 27, las encuestas en aquella región, ya muy cercanas y con mayores posibilidades por tanto de acierto, anuncian, ahora sí, el triunfo de los independentistas, y con mayoría absoluta.

Pese a la presunta corrupción de las comisiones del tres por ciento en las obras públicas para la Fundación de CDC, el partido de Artur Mas, el presidente todavía de la Generalitat, aunque sea en funciones, se encuentra eufórico, o eso parece, de cara a lo que él denomina públicamente y sin cortarse un pelo como elecciones plebiscitarias que darán paso a la hoja de ruta secesionista. Ha arremetido, en un escrito, contra Felipe González, por sus opiniones sobre el asunto, y asegura que el socialista no está ni ha estado nunca en condiciones de dar lecciones de democracia a los catalanes. Pero no para ahí la cosa, sino que una vez más y tras ignorar a Rajoy y sus melifluos ofrecimientos de diálogo, asegura rotundo que no hay vuelta atrás, ni con un Tribunal Constitucional que coarte la democracia ni con gobiernos de España que soslayen la voluntad de los catalanes.

Cada vez más chulo, con una lista de supuestos agravios, y decidido, en cuanto se celebren las elecciones, a iniciar el proceso de independencia, con una declaración oficial solemne, un gobierno luego de concentración, y el inicio de la fase constituyente. No debe tener ninguna duda en cuanto a que los promotores del independentismo ganarán en las urnas el 27-S y con mayoría absoluta según se desprende de la encuesta dada a conocer el domingo pasado por uno de los principales periódicos regionales. La intención de voto a su favor está en un 45 por ciento lo que les representaría entre 67 y 70 escaños, un pasaporte que les daría vía libre en su suicida camino. Por soñar que no quede, pero lo cierto es que en el mismo sondeo es fácil apreciar cómo las fuerzas contrarias a la secesión también van a contar, y mucho, hasta el punto de que la participación, que se prevé alrededor del 70 por ciento, y sobre todo la decisión final de los indecisos puede equilibrar la balanza, con Ciudadanos, PSOE y PP principalmente.

Tal vez quien mejor resuma la dura situación que vive Cataluña sea Durán i Lleida, el veterano líder de UDC, el partido nacionalista que se despegó de CiU cuando al de Convergencia le entró la loca aventura del independentismo. Durán reitera su petición al Gobierno de Rajoy de una propuesta seria para Cataluña, sin romper la unidad de España, y declara que cree firmemente que a Mas le queda ya muy poco, pues sus socios, una vez utilizado como presidente de la Generalitat, le invitarán a marcharse señalándole la puerta. Lo que llevaría, consiguientemente, a una mayoría con mucha izquierda y menos nacionalismo, con lo que se radicalizaría aún más el afán soberanista.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine