Día Internacional del Trabajo

CCOO y UGT piden el voto para un Gobierno de cambio

Los sindicatos han reclamado a los futuros gobernantes trabajo digno y el fin de la pobreza salarial

01.05.2016 | 19:32
CCOO y UGT piden el voto para un Gobierno de cambio

Miles de personas han participado este 1 de mayo en las 76 manifestaciones convocadas en toda España, por CCOO y UGT, en contra la pobreza salarial y social y que, en esta ocasión, han servido para que los sindicatos pidieran a los ciudadanos el voto "masivo" en las próximas elecciones por un Gobierno de cambio.

Tras la manifestación central de Madrid, los secretarios generales de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Pepe Álvarez, han coincidido en exigir a los partidos de izquierda la "obligación" de ponerse de acuerdo y han insistido en que la jornada reivindicativa de hoy debía de servir como "plataforma" y "punto de inflexión" para que los partidos incluyeran en sus agendas las reivindicaciones sindicales.

Al término de la marcha de Madrid y en el discurso final, Álvarez ha exigido al Gobierno que "abandone el rollo de que no hay dinero" y ha hecho hincapié en que el compromiso de los sindicatos es conseguir que la riqueza se reparta equitativamente.

Álvarez también ha calificado de "golfos y golfas" a quienes se llevan sus fortunas a paraísos fiscales al tiempo que se ha preguntado cómo el ministro de Economía en funciones, Luis de Guindos, puede decir que se siente "satisfecho" con la evolución de la economía y el desempleo en España.

El líder de CCOO, Ignacio Fernández Toxo, ha valorado la presencia este 1 de mayo de responsables políticos de PSOE, Ciudadanos, IU y Podemos y ha dicho que lo peor "no es que se repitan las elecciones" el 26 de junio, sino que se vuelva a caer en "los errores" que hasta ahora cometió el Gobierno del PP.

El líder de CCOO ha querido dejar muy claro que la izquierda tiene "la obligación" de ponerse de acuerdo y ha insistido en pedir a los ciudadanos que voten "masivamente" en las urnas.

En este escenario, el líder del PSOE, Pedro Sánchez, que ha acudido a la marcha junto a la secretaria de Empleo del PSOE, Luz Rodríguez, ha afirmado que el cambio significa recuperar los derechos perdidos por la "injusta" reforma laboral del PP.

Sánchez ha insistido en que quiere promover una ley de igualdad salarial entre hombres y mujeres y articular un diálogo social para reconstruir el Pacto de Toledo y conseguir unas "pensiones justas y un trabajo digno".

"Es necesario un cambio en favor de las personas y las mayorías sociales que han sido abandonadas a base de inmovilismo y recortes del PP", ha afirmado el líder del PSOE.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, que asistió a la manifestación de Puertollano (Ciudad Real) como muestra de apoyo a los trabajadores de la central termoeléctrica Elcogas, ha afirmado que si su partido gana las próximas elecciones pedirá al PSOE que esté con ellos en el Gobierno "como un aliado", aunque ha reclamado a los socialistas que "rebajen el tono".

Iglesias ha abogado por un gobierno que derogue las dos últimas reformas laborales "no porque sean injustas, sino porque son ineficaces".

En la manifestación de Madrid, la portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de la capital, Begoña Villacís, ha asegurado que la "espina dorsal" de España es la clase media trabajadora y ha señalado que su partido apuesta por el "reformismo" de la ley laboral porque las últimas modificaciones han sido "meramente estéticas".

Villacís ha subrayado que los ciudadanos de clase media han sido los principales afectados por la crisis, por culpa de contratos de "usar y tirar" que animan a "vivir en precario"

También en Madrid, el portavoz de IU, Alberto Garzón, ha denunciado las reformas laborales del PP y del PSOE y ha pedido que las elecciones no giren en torno a quién tuvo la culpa de que haya nueva convocatoria, sino sobre los problemas y realidades de las ciudadanía como el desempleo, la precariedad y la miseria.

Tras la manifestación de Madrid, la más numerosa ha sido la de Barcelona, donde los sindicatos convocantes han observado un cambio de estrategia al pasar de defender los derechos a exigir su recuperación.

En esta ofensiva sindical, CCOO y UGT de Cataluña no han descartado la convocatoria de una nueva huelga general contra la reforma laboral a finales de año o principios de 2017, lo que sería la cuarta auspiciada por los sindicatos en los últimos años (una contra la reforma de un gobierno del PSOE y dos contra las del PP).

Además en todas estas manifestaciones, CCOO y UGT han coincidido en expresar el apoyo a los sindicalistas que tienen pendientes juicios por la defensa del derecho de huelga y han insistido en pedir la derogación del punto 3 del artículo 315 del Código Penal.

En Zaragoza, los líderes sindicales de CCOO, Julián Buey, y UGT, Daniel Alastuey, han animado al voto y a que los políticos incluyan sus reivindicaciones en los programas; también han acudido representantes políticos de los principales partidos de la izquierda aragonesa -PSOE, CHA, IU y Podemos-.

En la manifestación del 1 de mayo en Málaga, el secretario general del grupo socialista en el Congreso, Miguel Ángel Heredia, ha reclamado un cambio de las "políticas de derechas" para luchar contra la pobreza salarial y social y ha asegurado que la reforma laboral ha ocasionado que haya 4,8 millones de parados en España.

Miles de personas han recorrido las céntricas calles de las ciudades de Castilla y León para reclamar medidas contra el paro y defender el empleo existente; los casos de las empresas Dulciora y Lauki, cuyas multinacionales propietarias han anunciado el cierre de sus instalaciones en Valladolid, han ejemplificado esta situación.

En Murcia, un millar de personas se han manifestado haciendo especial hincapié en los cinco trabajadores marroquíes fallecidos en un accidente "in itinere", el pasado día 26 en Lorca.

En Logroño, UGT y CCOO han reclamado que el trabajo y el empleo sean el centro de la campaña de las próximas elecciones generales y han demandado la lucha contra la precariedad laboral, unos salarios dignos y medidas para combatir el paro.

En Vigo, ciudad que ha acogido las principales convocatorias con motivo del Primero de Mayo, representantes sindicales, del BNG y Anova han coincidido en destacar la proximidad de las elecciones generales y autonómicas y la oportunidad que presentan de cambiar las políticas económicas y sociales del PP.

También miles de navarros han salido a la calle para reclamar empleo de calidad en un Primero de Mayo que, en Pamplona, se ha celebrado con cuatro manifestaciones diferentes en las que se han mezclado fiesta y reivindicación.

En Santander, UGT y CCOO han llamado a los trabajadores a votar a la izquierda para recuperar derechos laborales y sociales en un Primero de Mayo marcado por la proximidad de nuevas elecciones y la crisis que atraviesan empresas de la región como Tinamenor, que ha anunciado su liquidación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine