Juicio del Prestige

El excapitán marítimo de A Coruña defiende su gestión del Prestige

Del Real se reafirma en sus actos ya que alejar el buque era "menos peligroso que llevarlo a un puerto refugio"

 01:04  
Imagen tomada del circuito de televisión de la sala de prensa de Ángel del Real Abella.
Imagen tomada del circuito de televisión de la sala de prensa de Ángel del Real Abella. EFE

EP | LA CORUÑA El excapitán marítimo de La Coruña, Ángel del Real, manifiesta, en el juicio que se celebra por la catástrofe marítima del 'Prestige', que "sin lugar a dudas" adoptaría las mismas medidas que se tomaron hace diez años y reitera que alejarlo era "menos peligroso" que llevarlo a un puerto refugio por el "riesgo inminente" de hundimiento.

"No sabíamos si iba a durar cuatro horas a flote o seis días", ha manifestado el excapitán marítimo de La Coruña y actual presidente de la Autoridad Portuaria de Ferrol en la segunda sesión de su declaración como testigo.

En ella, ha rechazado que el alejamiento hubiese agravado los daños del buque y ha recalcado que el mismo día del siniestro -el 13 de noviembre de 2002- presentaba "daños estructurales graves" y una "sobrecarga".

De ella, ha responsabilizado al capitán del 'Prestige', Apostolos Mangouras, por llenar los tanques de lastre con agua, para corregir la escora tras la avería inicial. Así, ha planteado como otras alternativas el trasvase de carga a otro tanque o verter fuel al mar, en alusión a los planes de los que disponen los petroleros.

Enlaces recomendados: Premios Cine