Navidad 2016
laopinióndezamora.es >Navidad 2016>Bazar navideño>

Seis regalos originales para los amantes de la cocina

Seis regalos originales para los amantes de la cocina

Cada vez existen utensilios de cocina más curiosos con los que seguro acertarás en tu regalo de Navidad

30-12-2016TuentiMeneame

EP/REDACCIÓN Los amantes de la cocina cuentan cada vez con más utensilios que no solo les permitirá ahorrar tiempo sino también experimentar y disfrutar más de su pasión. Si quieres que tu regalo de Navidad sea un acierto seguro, no debes perderte nuestra selección de artículos:

Regalos Navidad
Foto: Getty Images

1. Cuchillos: Para un amante de la cocina es imprescindible un buen juego de cuchillos. Encontrarás juegos de cuchillos originales, algunos de ellos con tablas para cortar incorporadas. Puedes añadirle a este pack de cuchillos un cortador de pizza, o un afilador de cuchillos.

Regalos Navidad

Fotos: latiendawapa.com y regalosdecocina.com

2. Atril para sostener los libros de cocina. Es de gran ayuda sobre todo cuando estás siguiendo al pie de la letra la receta. Así no mancharás el libro, lo leerás mejor y ocupará menos espacio en tu cocina.

3. Máquina para hacer pasta fresca. Si el destinatario del regalo es un amante de la comida italiana, nada mejor que este regalo para que disfrute como un niño haciendo su propia pasta.

Regalos Navidad
Foto: Amazon

4. Especiero. Los ha de distintas formas y colores. Es un regalo muy práctico para los amantes de la cocina cuyo mejor aliado sean las especias. Romero, tomillo, albahaca,... Si quieres ser más original le puedes regalar un pack con semillas para que él mismo las cultive.

5. Un soplete. Es ideal para repostería, pero un buen cocinero sabrá darle más utilidades. Por ejemplo, sirve para fundir queso y gratinar sin necesidad de usar el horno. Como alternativa o complemento para este regalo puedes usar un termómetro de cocina.

Regalos Navidad
Foto: Amazon

6. Pack de cupcakes: A los cocineros más dulces puedes regalarle un pack de cupcakes. Desde la máquina  para cocinarlos, hasta el glaseado, un lápiz a modo de manga pastelera para decorar, pasando por moldes divertidos.