23 de junio de 2017
23.06.2017
0/16
Aliste

Un fuego por un rayo obliga a evacuar Aldeia Nova y pone en alerta a Castro

Medios de Zamora acuden en auxilio de los bomberos de Miranda Do Douro y Sendim, sin apenas efectivos porque están en el fuego de Pedrógão

23.06.2017 | 09:20

La Raya de España (Zamora) y Portugal (Tras Os Montes y Alto Douro) despidió la primavera y recibió el verano con un incendio forestal en la noche del martes, que sembró el pánico en tierras trasmontanas y alistanas mientras el país vecino vive aún sumido en la tragedia de Pedrograo Grande. El fuego que quedó controlado durante el miércoles volvió a reavivarse a lo largo del día de ayer, con lo que volvió la intranquilidad a la zona, también a los pueblos de los Arribes zamoranos.

Las críticas se han extendido en Portugal por los recortes del Gobierno de la República suprimiendo en los últimos años los guardas de floresta y las cuadrillas de zapadores, así lo reconocen los propios portugueses: "Nos han dejado en mano de Dios y de los españoles" conscientes de que por si solos lo tienen difícil para atajar los fuegos: "No va a ser una tarea fácil. Quizás, seguro, será imposible".

El martes el "paraíso maravilloso" del padre Mourinho, amenazó con convertirse en un infierno: hacer de los paisajes de ensueño un camposanto de recuerdos y cenizas. Cuando la primavera agonizaba, una tormenta seca dejaba alrededor de 35 rayos en la Raya. Uno de ellos fue el causante del fuego en tierras del Concelho de Miranda do Douro.

La intempestiva hora dificultó la actuación, no obstante tras el reciente incendio de Petisqueira y Riomanzanas. Medio Ambiente mantuvo en el lado español de guardia un retén con: cuadrilla contra incendios y un agente medioambiental.

Los medios lusos, bomberos voluntarios de Miranda do Douro y Sendim intensificaron su labor pero fueron incapaces de frenar el avance de las llamas que a las 5 de la madrugada rodeaban el pueblo de Aldeia Nova próximo a Paradela e Ifanez en Portugal y Castro y Brandilanes en España. La situación de alto riesgo llevó a las autoridades lusas a ordenar la evacuación y evacuar la aldea.

La situación de emergencia internacional llevó al amanecer, con las primeras luces del día, a entrar en acción los medios aéreos de España con tres helicópteros: dos de Zamora y uno de Salamanca, más dos agentes medioambientales y cuatro cuadrillas. Por Portugal, cuatro camiones de bomberos de los parques de Miranda y Sendim. Los "bombeiros" lusos estaban ya extenuados por el esfuerzo, toda la noche sin descansar, sin relevos. muchos de sus compañeros están en los grandes incendios del centro de Portugal como el de Pedrogao Grande.

Sobre las 5 de la tarde y tras más de 16 horas de agotadora labor los efectivos lusos y españoles dieron por sofocado el fuego.

Sin embargo, durante el día de ayer el fuego volvió a reavivarse y volvieron a movilizarse los efectivos . A Castro y Brandilanes volvió la intranquilidad. Hasta ayer se habían quemado 20 hectáreas y la zona más difícil de apagar fue el área de los Arribes del Duero donde los efectivos humanos a duras penas podían mantenerse en pie, al ser muy escarpados, recurriéndose a los helicópteros.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

GUÍA DE VINOS DE ZAMORA

Descubre los mejores productos enológicos de la provincia

Foto

Promociones

GRATIS cada sábado Mascaradas de invierno en la provincia de Zamora Ver Promoción
Todos sábados la revista Lecturas El sábado por solo 0,50€ + el periódico del día Ver Promoción

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags

Enlaces recomendados: Premios Cine