ÚLTIMA HORA
Los examinadores de tráfico desconvocan la huelga tras cinco meses de paros

Los ladrones han robado 58 iglesias en 4 meses, la mayoría de Aliste y Carballeda

Podría tratarse de una única banda que actúa con rutas predeterminadas de sur a norte l Subdelegación y Obispado aúnan esfuerzos para reforzar la seguridad

24.05.2016 | 00:59
García Bermejo preside la reunión sobre el problema de los robos en iglesias celebrada ayer.

Probablemente sea siempre la misma banda, realizan «rutas preconcebidas, todas ellas en dirección sur a norte» por distintas vías de comunicación como las carreteras nacionales 122 ó 525 en dirección a la frontera con Portugal. Y es común también el «modus operandi»: fuerzan las puertas de la iglesias, revientan cepillos y lampadarios para coger las pequeñas cantidades de dinero que contienen, y se llevan pequeños objetos «de oro o dorados» como anillos, rosarios, coronas o medallas que puedan sacar al mercado «sin que les cree muchos problemas».

Son los contados datos que trascendieron de la reunión celebrada ayer en la Subdelegación del Gobierno con representantes del Obispado de Zamora, alcaldes y Guardia Civil para tratar un problema cada vez más difícil de asumir en los pueblos. Los hechos hablan por si solos. Desde el mes de febrero hasta hoy los ladrones han asaltado 58 iglesias en la provincia de Zamora „hace una semana desde la propia Subdelegación se hablaba de 27„, con especial incidencia en las comarcas de Aliste, Carballeda, Alba y Tábara. Son los primeros datos oficiales que trascienden de la oleada de robos que afecta a las parroquias del medio rural y que ayer propició también la primera reunión entre las partes afectadas e implicadas por el problema.

De un lado el subdelegado del Gobierno, Jerónimo García Bermejo, con el jefe de la Comandancia de la Guardia Civil de Zamora, Antonio Rodríguez-Medel. _De otro los representantes eclesiásticos con el vicario general, José Francisco Matías Sanpedro; y el Arcipreste de Aliste y Alba, Héctor Galán. Y también el alcalde de Trabazos, Javier Faúndez; y el regidor de Rábano y diputado provincial José Luis Bermúdez.
Sobre la mesa, un informe «confidencial» de la situación que a la luz pública se tradujo en el elogio unánime a la Guardia Civil «por su preocupación, diligencia y presteza» subrayó el vicario general. Porque, a pesar de que a estas alturas no se ha producido ninguna detención, el subdelegado del Gobierno rechazó que exista un sentimiento de frustración; «aunque no hay una detención física existe una línea de investigación abierta y las detenciones se producirán antes o después» defendió.

García Bermejo incidió una vez más en la «vulnerabilidad» de los ciudadanos del medio rural por la doble condición de ser en su mayoría personas mayores que viven en pueblos con muy poca población. Y esos hechos parecen ser determinantes para el olfato de los ladrones. Tanto es así que «en el periodo de Semana Santa (cuando hay más actividad en las iglesias y también más personas en los pueblos) hubo un parón total de los robos».

A ello el vicario general sumó otro inconveniente. Solo la Diócesis de Zamora „parte de la provincia pertenece a la de Astorga„ tiene 398 templos. «Algunos tienen alarma pero hay parroquias con un presupuesto de 200 euros y así es difícil, cuando no imposible, poner medios».
El acuerdo unánime pasa por «aunar esfuerzos para reforzar la seguridad y la Guardia Civil ya se ha multiplicado con sus patrullas, con implicación incluso del Grupo Roca para incrementar la vigilancia y la seguridad en las iglesias» apuntó el subdelegado de Gobierno.
Por su parte José Francisco Matías destacó que desde las parroquias es necesario reforzar los accesos a las iglesias «intentando que el patrimonio no esté expuesto. Es un problema serio porque si la gente dona las cosas es para su utilización y no es de recibo que estén metidas en un cajón, pero por otra parte nos damos cuenta de que nos lo pueden robar y hay que mantenerlo en un sitio seguro». Aún con el daño que se pueda hacer al patrimonio religioso, el representante del Obispado aseguró que «lo más importante son las personas y eso nos preocupa; los pueblos cada vez se despueblan más y hay que ver cómo se protege a sus vecinos».

El alcalde de Trabazos, Javier Faúndez, admitió que para la población «resulta difícil convivir» con los robos y tras respaldar a la Guardia Civil pidió «paciencia» porque «una investigación lleva su tiempo». El representante local apeló también a la colaboración vecinal con la Benemérita.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Promociones

GRATIS cada sábado Mascaradas de invierno en la provincia de Zamora Ver Promoción
Todos sábados la revista Lecturas El sábado por solo 0,50€ + el periódico del día Ver Promoción

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags

Enlaces recomendados: Premios Cine