LaLiga
Elecciones agrarias

La Alianza consolida su mayoría con un 64,7% de votos y Asaja mantiene el 27,7%

l La unión de UPA y Coag consigue 17 de los 25 vocales de la Cámara Provincial

 12:42  
La Alianza consolida su mayoría con un 64,7% de votos y Asaja mantiene el 27,7%
La Alianza consolida su mayoría con un 64,7% de votos y Asaja mantiene el 27,7%  

I. GÓMEZ /M. J. FERNÁNDEZ No hubo sorpresas. Las elecciones a la Cámara Agraria Provincial zamorana consolidan la mayoría de la Alianza por la Unidad del Campo (UPA-Coag) con un 64,79% de los votos (frente al 66% de 2007), muy lejos de su inmediato rival, Asaja, que se mantiene con el 27,77% (antes el 27,51%) mientras que la UCCL araña un 5,53% en el reparto de la representividad agraria frente al 3,42% de hace cinco años.
La Alianza renueva así la mayoría absoluta en la Cámara Agraria de Zamora con 17 vocales frente a los 7 de Asaja y la incorporación de UCCL con una representante en unas elecciones en las que ha aumentado la abstención en casi dos puntos, del 32% al 33,50%. Así lo confirman los datos ofrecidos ayer por la Consejería de Agricultura y Ganadería de la Junta que sitúa la participación en el 66,5%.
Fue una jornada electoral marcada por la tranquilidad en cada una de las 138 mesas electorales habilitadas para que los agricultores y ganaderos depositaran su voto.
Según los datos facilitados por la propia Alianza por la Unidad del Campo, ésta consigue la mayoría absoluta en todas las comarcas. En Aliste-Tábara con el 75,14%; en Benavente-Los Valles con el 63,46%; Campos Pan el 59,73%; Guareña el 61,70%; Sanabria-Carballeda con el 81,11%; Sayago el 79,67%; Tierra del Vino con el 65,81% y en Toro la Alianza por la Unidad del Campo consigue el 77,18% de los votos emitidos.
Aunque las expectativas eran muy altas, los resultados se han encargado de rebajarlas en cuanto a participación. «Son muchos procesos electorales; lo que sorprende es que se mantengan estos porcentajes tan elevados de participación, que son los más altos de todos los comicios». Miguel Blanco, número 1 de la Alianza, aludía en las citas electorales de los partidos políticos pero también se extrañó de que «ante situaciones de crisis haya una actitud hacia la abstención cuando lo que hay que hacer es participar. A mayor crisis mayor contención y esto puede explicar en parte en cansancio de los procesos electorales, pero aún así la participación es todavía alta».
Aurelio González, número 2 de la Alianza, puntualizó que la abstención se ha concentrado «en las zonas donde no había mesas y la gente se tenía que desplazar; hay municipios donde había que hacer bastantes kilómetros pero en otros se ha votado al cien por cien».
En cifras, y según los datos de la Consejería de Agricultura de la Junta, cuya titular compareció a las ocho de la tarde, tres horas después del cierre de las urnas, la Alianza por la Unidad del Campo habría obtenido 2.342 votos frente a los 1004 de Asaja y 200 de UCCL. Votaron así 3.637 agricultores y ganaderos zamoranos de los 5.520 que estaban llamados a votar.
«Mantenemos los resultados de las anteriores elecciones agrarias, que conforman una amplísima mayoría absoluta. Esta representación abrumadora consolida de manera de definitiva a las dos organizaciones agrarias», apuntó el presidente de Coag Zamora, Miguel Blanco. Sin embargo la Alianza no pasó por alto el ligero incremento de UCCL que en parte achacaron a una «desviación involuntaria de votos». Blanco cifró en unos 70 los sufragios de los que se habría beneficiado la Unión de Campesinos de Castilla y León por una supuesta confusión con las siglas de Coag. «En su momento la Junta Electoral instó a Uccl a retirar las siglas, no lo hicieron y hemos podido constatar una deriva de votos que ha perjudicado a la Alianza».
La unión entre UPA y Coag no ha conseguido acaparar mucha más representación de la que hasta ahora tenía, a pesar del temor de los rivales, como ayer los expresaba abiertamente el candidato de Asaja, Francisco Mozas. La Asociación de Jóvenes Agricultores consideró así «un logro» mantener los siete representantes con los que hasta ahora contaba en la Cámara Agraria Provincial.
El candidato de esta formación, Francisco Mozas, reconocía que la unión de Coag y UPA «nos había creado cierta preocupación porque la unión hace la fuerza y creíamos que iban a tener mejores resultados, pero en esta ocasión no ha sido así». Por ello considera que «los votos que hemos obtenido nos animan a seguir trabajando en la defensa de los intereses de los agricultores y ganaderos zamoranos». En todo caso asegura que «nuestra labor será constructiva y no destructiva».
Para UCCL estas elecciones suponen «un objetivo cumplido». Su candidato, Enrique Cortés, será el primer representante de esta formación en la Cámara Agraria Provincial, algo que califica «como un logro en lo personal en una provincia en la que las cartas parecían estar echadas, por lo que estamos muy contentos con los resultados».
La representatividad de UCCL en la provincia «nos permitirá asistir a las reuniones, el acceso a información y tener no sólo voz, sino también voto, algo muy importante para nosotros», asegura Cortés. Entre los primeros objetivos de la formación se encuentran la defensa del sector ovino de leche y la promoción de los productos ecológicos.


Consulta todos los resultados en la edición impresa de La Opinión-EL CORREO DE ZAMORA

Enlaces recomendados: Premios Cine