Castilla y León incumple el objetivo de déficit en más de 6 décimas en 2015

Solo Canarias, Galicia y País Vasco logran el límite del 0,7% l Montoro culpa a las autonomías y la consejera Del Olmo tilda de «absurda» la acusación

02.04.2016 | 01:41

Castilla y León cerró 2015 con un déficit público del 1,33 por ciento de su PIB, e incumplió el objetivo de déficit marcado por el Gobierno (0,7 por ciento), en 0,63 puntos, según los datos facilitados ayer por el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. Con todo, la autonomía se comportó mejor que el conjunto de las comunidades españolas, que registraron al término de 2015 un déficit del 1,66 por ciento del PIB, a 0,96 puntos del limite. Las autonomías que peor se comportaron fueron Cataluña (2,7 por ciento de déficit); Extremadura (2,64 por ciento); Murcia (2,52 por ciento); Valencia (2,51 por ciento); y Aragón (2,13 por ciento). Asimismo, también incumplieron el objetivo Castilla-La Mancha (1,67 por ciento); Asturias (1,53 por ciento); Baleares (1,52 por ciento); Cantabria (1,38 por ciento); Castilla y León (1,33 por ciento); Madrid (1,36 por ciento); Navarra (1,28 por ciento); y Andalucía y La Rioja (1,13 por ciento en ambos casos).

Solo se situaron dentro de los límites de déficit presupuestario, siempre según los datos presentados por Montoro, Canarias (0,54 por ciento); Galicia (0,57 por ciento) y País Vasco (0,69 por ciento). El ministro puso en valor a las comunidades que han cumplido, lo que demuestra que «aun siendo ambiciosos» los objetivos «se podían cumplir». «Nadie dice que no fuera exigente» el objetivo del 0,7 por ciento, dijo Montoro, quien reiteró que tres regiones han puesto de manifiesto que se podía cumplir.

El déficit público del conjunto de las Administraciones Públicas españolas cerró el año 2015 en el 5,16 por ciento del PIB, casi un punto por encima del objetivo comprometido por el Ejecutivo (4,2 por ciento). En concreto, el déficit de la Administración Central fue del 2,68 por ciento del PIB (sin tener en cuenta las ayudas a la banca); el de las comunidades autónomas se situó en 1,66 por ciento, y el de la Seguridad Social en el 1,26 por ciento, mientras que las corporaciones locales lograron un superávit del 0,44 por ciento.

Montoro responsabilizó a las comunidades incumplidoras del desvío de las cuentas del Estado del 0,96 por ciento sobre el objetivo de déficit exigido por la Unión Europea. En este sentido, anunció que el Gobierno adoptará una serie de medidas correctoras, entre las que destaca la aplicación de la llamada «regla de gasto» que impide a las comunidades aumentar el gasto respecto a lo presupuestado, en aplicación de la Ley de Estabilidad. Es decir, según explicó el ministro, se exigirá a las administraciones autonómicas un «acuerdo de no disponibilidad de créditos en su Presupuesto». Además, se va a solicitar a las comunidades incumplidoras que presenten un Plan Económico Financiero que permita en el año en curso y en el siguiente corregir la desviación detectada. Por último se exigirán otras «medidas adicionales» como la publicación de los planes de ajuste de las comunidades autónomas.

Servicios públicos

Ante estas declaraciones del ministro Montoro, la consejera de Economía y Hacienda de Castilla y León, Pilar del Olmo, tildó de «absurdo» que el ministro de Hacienda en funciones, Cristóbal Montoro, culpe de la desviación del déficit a las comunidades cuando son quienes sustentan el mantenimiento de los servicios públicos esenciales. Sobre los datos, la consejera remarcó que en Castilla y León «tenemos muy clara la prioridad» que pasa por el mantenimiento de los servicios públicos. A lo largo de la crisis, explicó, cuando bajaron los ingresos la Junta se empeñó en mantener los servicios públicos fundamentales. La consejera sostuvo que del total del objetivo de España, del 4,2 por ciento, a las comunidades autónomas se las dejó el 0,7 por ciento cuando el gasto que hacen es del 35 por ciento del total y cuando «el objetivo que nos hubiera correspondido sería del 1,4 por ciento y no del 0,7 por ciento», significó. Ahora que los ingresos se han incrementado, afirmó, eso no repercute a las comunidades hasta dos años después fruto de un modelo que consideró «insuficiente y oscuro» para cubrir los tres servicios públicos fundamentales. Además, indicó que en 2015 se recibieron del estado, de las entregas a cuenta, 5.517 millones de euros, cuando el gasto del mantenimiento de estos tres servicios fundamentales fue de 5.940.

El comisario europeo de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, dijo que el dato de que España cerró 2015 con un déficit del 5,16 % confirma sus temores sobre la evolución del desvío del país, pero dio la bienvenida a las «medidas» para contener el gasto de las regiones.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags

Enlaces recomendados: Premios Cine