Abengoa mantendrá la actividad en Salamanca

Los cien trabajadores temen que se produzcan despidos si la empresa entra en concurso de acreedores

30.11.2015 | 01:10

La compañía internacional de producción de bioenergía Abengoa, con sede en Sevilla, "actualmente" no tiene previsto realizar paradas en sus dos plantas de producción de biocarburantes y biomasa situadas en la localidad salmantina de Babilafuente "salvo que ya estuviera previsto por el funcionamiento propio de las mismas", en referencia a las detenciones periódicas necesarias para su mantenimiento, según informaron desde la multinacional sevillana a Ical.

No obstante, fuentes internas de la compañía en las plantas de producción de biocarburantes y biomasa de Babilafuente manifiestan que existe temor entre los cerca de 100 empleados que operan en ellas a perder su puesto de trabajo. Por un lado, porque los ingenieros, técnicos y operarios que trabajan en la planta de biomasa y en el Centro Tecnológico de Fermentación y Separación (CTFS), ambos considerados dentro de la división de investigación de la multinacional, cuentan con contratos por obra y servicio, por lo que una paralización de la actividad de Abengoa en la provincia charra justificaría el fin de sus contratos.

Por otro lado, por la posibilidad de que la empresa de bioenergía sevillana entre en un concurso de acreedores que pondría en peligro el puesto de trabajo de los empleados de la planta de biocarburantes. Desde Abengoa aseguran que aún no se solicitó el concurso sino que se hizo efectivo el uso de una herramienta previa, el artículo 5 bis de la Ley Concursal 22/2003 de 9 de julio, que le da un plazo de tres meses a la multinacional energética para negociar con los acreedores, principalmente entidades bancarias, la refinanciación de la compañía. En caso de no lograrlo, tendrían un mes más para solicitar el concurso de acreedores voluntario, de acuerdo con el apartado 5 de dicho artículo.

No obstante, desde la central de Abengoa en Sevilla explican que las plantas de Salamanca siguen operando con normalidad, al igual que el resto de centros de la multinacional energética, que actualmente tiene 6.871 empleados en el conjunto de sus plantas de producción y centros de investigación en España, y que no está prevista tampoco ninguna parada extraordinaria en el resto del territorio nacional.

Abengoa cuenta con tres edificios en la localidad salmantina de Babilafuente: la planta de biomasa lignocelulósica, con 22 empleados propios divididos en 14 ingenieros y ocho técnicos más la cesión de otros 14 operarios desde la planta de biocarburantes; el centro CTFS, con 15 ingenieros, nueve de ellos doctores, y nueve técnicos dedicados a la investigación de la transformación de determinados sustratos en bioproductos de interés comercial; y la planta de biocarburantes, que acumula la gran mayoría de ingenieros, técnicos y operarios de la compañía sevillana en Salamanca y que se dedica a la producción de bioetanol.

La crisis de Abengoa, que afecta a las dos plantas salmantinas y al CTFS, se hizo pública el pasado 13 de noviembre con la publicación ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores de los datos de la multinacional al cierre del tercer trimestre de 2015, que además de arrojar unas pérdidas de 194 millones de euros, recogían otra serie de requisitos que ponían a la compañía sevillana ante la obligación de presentar un concurso de acreedores voluntario durante los dos meses siguientes si no quería caer en un concurso necesario u obligatorio, situación momentáneamente evitada con la solicitud el pasado miércoles de acogimiento al artículo 5 bis de la Ley Concursal, gracias a la que Abengoa dispone de tres meses para refinanciarse.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags

Enlaces recomendados: Premios Cine