De Santiago-Juárez: ´La Macrorregión está abierta a otras regiones´

Castilla y León, Galicia y Norte de Portugal constituyen el próximo viernes una alianza de la que esperan más fondos en el nuevo marco de la UE para futuros proyectos

 12:19  

V.A./ ICAL A unos días de la constitución de la Macrorregión con Galicia y Norte de Portugal, que será la tercera en Europa tras las del Báltico y Danubio, el consejero de la Presidencia de la Junta, José Antonio de Santiago-Juárez, negociador del convenio, está convencido de que Castilla y León sale ganando con esa alianza y se posiciona ante la Unión Europea en el nuevo marco de financiación para obtener fondos para proyectos de interés común. Como novedad, según explica el consejero en la entrevista, las tres regiones dejan abierta la puerta para que se unan otras comunidades europeas, que aunque no sean vecinas, sí tengan intereses comunes.

¿Por qué se decidió crear una Macro Región con Galicia y Portugal?

Fundamentalmente porque compartimos intereses comunes en distintas áreas. En el sector industrial, con la automoción, en el empleo transfronterizo, en el espacio universitario, con una potente red de universidades en las tres regiones, en el patrimonio natural, con espacios de protección, y en la promoción cultural, en especial lo que tiene que ver con el Románico Atlántico y con algunos caminos de Santiago. Esa fue la idea. La Unión Europea exige que las regiones compartan intereses comunes, que tienen que existir y ser una realidad. Además, creemos que en esos campos, donde compartimos intereses, podemos formar potentes alianzas para presentar proyectos al nuevo escenario de financiación europea.

¿Qué gana o que ventajas reportará a Castilla y León su alianza con ambos territorios?

Se posiciona y da los primeros pasos para un nuevo marco de financiación europea, que va a ser un marco más restrictivo porque cada vez hay más países en la Unión Europea y los fondos son más limitados. La macrorregión es una herramienta para hacer mejor frente al nuevo marco de financiación europea. Va a ganar, si somos capaces, que lo vamos a ser, en las áreas que compartimos intereses, la posibilidad de ir juntos y crear alianzas para conseguir una adecuada y una buena financiación de la Unión Europea para sacar a delante proyectos en el ámbito de las universidades, de la industria o en innovación e investigación en el sector del automóvil. Creo que Castilla y León se posiciona para hacer frente de la mejor manera posible con una herramienta novedosa al nuevo marco de financiación europea.

El 17 de septiembre está prevista la firma del convenio de constitución en Valladolid, ¿qué escenario se abre a partir de ese momento?

Todo está preparado para que la constitución de la macrorregión se produzca el próximo viernes en Valladolid. A partir de ahí, el documento da cabida para que se incorporen en cada una de las áreas las universidades, los agentes económicos y sociales y las instituciones más representativas de cada área. Luego se irán constituyendo los grupos de trabajo de cada una de las áreas, con la incorporación de los agentes de cada sector. También se presentará en Bruselas, lógicamente, al más alto nivel, porque es una herramienta de cooperación, pero no transfronteriza, aunque aquí se dé el caso de que las tres comunidades son limítrofes. Pero se puede crear una macrorregión donde se incorpore otra región que no sea vecina, pero que comparta los mismos intereses, porque esto es una figura de cooperación interrregional.

¿Están pensando ya en alguna región?

En alguna, sí; pero que lo pensemos nosotros no quiere decir que lo piense ella. Empezamos tres, pero está abierta a otras regiones. El documento deja abierta la posibilidad de que se incorporen otras regiones, pero tienen que compartir intereses comunes.

Desde la cooperación interregional, igual a Castilla y León la interesa unirse a regiones de Francia, por interés en el coche eléctrico, o de Alemania, por el carbón...

Sí, esa posibilidad se ha dejado abierta en el documento. Hay regiones europeas que pueden compartir intereses con nosotros como el de la automoción, por ejemplo, y estamos abiertos a que se puedan incorporar. El acuerdo de constitución lo dice: existe la posibilidad de que se unan otras regiones europeas que compartan los mismos intereses. Hasta ahora las regiones forzaban un poco los proyectos a presentar en Bruselas. Por ejemplo, decidían un proyecto en turismo, pero todas las comunidades tienen turismo. Aquí se van a impulsar proyectos que ya existen, que son una realidad, como el Románico Norte, los otros caminos de Santiago o el sector de la automoción. Son recursos que ya existen en las regiones. Si no hubiera un sector potente de la automoción, como existe en Castilla y León y en Galicia y en el Norte de Portugal, con 20 empresas, en esa área no se podría actuar.

¿Serán entonces los grupos de trabajo quienes elaboren los proyectos que se vayan a presentar?

Quien impulsa y coordina la macrorregión son los gobiernos, pero los proyectos se quieren hacer de forma conjunta con los agentes económicos y sociales y con las instituciones, en el caso de las universidades. Se trata de proyectos en los que todos nos sintamos a gusto y que sirvan para el mejor desarrollo de los tres territorios, de impulsar proyectos que dinamicen económicamente y culturalmente los tres territorios.

¿Serán así proyectos distintos a los que se ejecutan ahora con las regiones Centro y Norte de Portugal, como los del Duero y MIT, para no duplicar esfuerzos?

Claro, pero se mantienen las comunidades de trabajo con las regiones Norte y Centro y los proyectos. Pero esos son proyectos transfronterizos que han surgido de las dos comunidades de trabajo. Esto es otra cosa, el problema es que a veces cuesta visualizarlo porque somos limítrofes, si no fuera así se entendería mejor. Las comunidades de trabajo no se suprimen y siguen los proyectos con ambas regiones, y también los de proximidad para mejorar las condiciones de vida de la raya. Y de hecho tendremos que celebrar en los próximos meses los plenos con la Región Centro y Norte. Galicia también tiene proyectos con la Región Norte, pero son programas transfronterizos y aquí hablamos de la cooperación interregional, que supera la existente entre las regiones limítrofes.

El sector de la automoción, y quizás el coche eléctrico, ¿puede ser uno de los proyectos emblemáticos y de referencia de esta macrorregión?

Todo lo que sea innovar en esos sectores, podrán tener más posibilidades de sacar adelante los proyectos y nueva financiación europea.

Al tratarse de la primera macroregión en la Península Ibérica, ¿se busca que sea una referencia para otras comunidades autónomas?

En el nombre, al que hemos dado muchas vueltas, hemos huido de que aparezca la palabra Ibérica o Península Ibérica. Porque si decimos que está abierta a otras regiones, si habríamos puesto ese nombre estaríamos cerrando a otras regiones. Por eso se llama Regiones del Suroeste Europeo. El nombre llama un poco la atención, pero hemos huido adrede porque el propio nombre podría cerrar la posibilidad de que se incorporen nuevas regiones. Es mucho más.

¿Cuándo y en qué plazo se podrán presentar los primeros proyectos de la macrorregión ante la UE?

Lo primero será crear los grupos de trabajo de cada área para pensar qué tipo de proyectos interesan a esos sectores. Luego elaborar los proyectos de interés para cada una de las áreas y para las tres regiones, para que generen dinamismo económico y riqueza. ¿Cuándo? Pues en el marco europeo que comienza en 2014. Pero nos estamos preparando para el futuro, estamos a la cabeza. Hemos sido de los primeros en dar los pasos para prepararnos ante el nuevo marco europeo.

En un horizonte marcado por la crisis y por nuevos retos, con esta alianza ¿cree que ganarán peso ante las instituciones europeas a la hora de obtener nuevos fondos?

Es lo que pretendemos. Queremos tener mayor presencia y peso en las instituciones europeas. Además, aunque eso sólo afecta a Castilla y León, damos respuesta a un mandato estatutario. Hablamos de un espacio de más de 149.000 kilómetros cuadrados y más de nueve millones de habitantes. Eso, sin duda, fortalece nuestra presencia en la Unión Europea. Además, Castilla y León quiere estar cada día más presente en las instituciones europeas.

¿Está macrorregión no tiene una nueva estructura, no tiene un presidente?

La presidencia será rotatoria entre las tres regiones. Habrá un comité de seguimiento y grupos de trabajo.

¿Le gustaría a la Junta recibir el “apoyo expreso” de las Cortes para la macrorregión como ha pedido el Grupo Socialista en una propuesta que se verá en el pleno de este miércoles?

No quiero hurtar el debate de la proposición no de ley, pero es rara, no la he entendido. Es la primera vez que veo una PNL de estas características, que piden que presente una comunicación. Hace poco explique este asunto en la Comisión de Asuntos Europeos y el portavoz socialista dio su apoyo. Ya nos felicitó y dijo que estaba de acuerdo.

  HEMEROTECA
  CONÓZCANOS:  CONTACTO |  LA OPINIÓN DE ZAMORA |  LOCALIZACIÓN Y DELEGACIONES |  PROMOCIONES    PUBLICIDAD:  TARIFAS |  AGENCIAS |  CONTACTAR  
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de laopiniondezamora.es. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.
 


  Aviso legal
  
  
Otros medios del grupo
Diari de Girona  | Diario de Ibiza  | Diario de Mallorca  | Empordà  | Faro de Vigo  | Información  | La Opinión A Coruña  |  La Opinión de Granada  |  La Opinión de Málaga  | La Opinión de Murcia  | La Opinión de Tenerife  | La Provincia  |  La Nueva España  | Levante-EMV  | Mallorca Zeitung  | Regió 7  | Superdeporte  | The Adelaide Review  | 97.7 La Radio  | Blog Mis-Recetas  | Euroresidentes  | Lotería de Navidad 2009