21 de agosto de 2017
21.08.2017
15/21

Santibáñez, 2.000 años atrás

Centenares de personas de la comarca llegan hasta la localidad vidrialesa para asistir al mercado astur-romano y disfrutar con las actuaciones de la asociación Ab Urbe Condita

22.08.2017 | 01:02

Los vecinos de Santibáñez de Vidriales recordaban ayer cuando esta localidad era referente en los mercados, tanto provinciales como regionales. Y ello porque centenares de personas, muchas de ellas de la comarca, asistían al mercado astur romano que se organizó en esta localidad vidrialesa. Son otros tiempos, otras formas y, por supuesto, mucha menos gente que entonces. No obstante, el centro urbano de Santibáñez se hizo zoco con ambiente de la época porque la organización, la asociación Aseranar y el Ayuntamiento, se encargaron de ornamentar las extendidas tablas del abanico de calles realzando este encuentro cambista de artesanos.

Se trataba de la X edición de este mercado astur romano con escenario en la plaza del Ayuntamiento, en su recientemente remodelado espacio, como en la calle las Fraguas e, incluso, en esta ocasión el recinto se extendía porque los puestos instalados ocupaban parte de la calle Goya. Las hasta hace años denominadas "las tierras", el patio de las escuelas, la plaza del maestro Feliciano Rodríguez, se hicieron arte e historia porque las recreaciones de las épocas astur y romanas llenaban el escenario de los 40 puestos instalados con productos y artículos de lo más variado. Muchos de ellos artesanos, otros no tanto. Aunque los mercaderes hacían lo propio mostrando su arte y para ello, nada mejor, que ofrecerla a los visitantes con el atractivo de sentirse astur o de sentirse romano.

De las recreaciones de las épocas se encargaba la asociación "Ab urbe condita". Y vaya si lo hacía, porque la milicia procuraba que el senador Marco Peduceo Príscino, a la sazón cónsul y gobernador en Hispania, acompañado de la mujer del emperador Trajano, Pompeya Platina, de una cohorte de sacerdotisas y una amplia relación de autoridades de la ciudad de Petavonium, se encontrase no en casa extraña.

El gobernador de Hispania llegaba a Petavonium y se organizaron fiestas en su honor y los mercaderes aprovecharon estas calendas para instalar sus puestos con viandas, productos y artículos en un ambiente festivo impregnado con los sones musicales de un grupo astur, de Fole Feroz. ¡Quien lo iba a decir, astures y romanos juntos¡

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

GUÍA DE VINOS DE ZAMORA

Descubre los mejores productos enológicos de la provincia

Foto

Edición Local

Más de 10.000 funcionarios, a la espera de los presupuestos para conocer su sueldo en 2018

Más de 10.000 funcionarios, a la espera de los presupuestos para conocer su sueldo en 2018

La última oferta del Ministerio de Hacienda contempla una subida superior al cinco por ciento en...

Una ventana a Europa

Una ventana a Europa

El Centro de Información Europea de la Fundación Rei Afonso Henriques recibe en su primera década...

Denuncian la falta de cuatro médicos para atender las consultas en el centro de salud

Denuncian la falta de cuatro médicos para atender las consultas en el centro de salud

El Movimiento en Defensa de la Sanidad Pública asegura que los facultativos disponibles han tenido...

Los vídeos más vistos de la semana

Los vídeos más vistos de la semana

La interpretación de 'El Aguinaldo' y una actuación de Talentitos destacan en nuestra web

Al desolado de Amaldos desde Villalpando

Al desolado de Amaldos desde Villalpando

Además de las actuales localidades aún habitadas, existieron otras aldeas que quedaron yermas con...

Raquel Lanseros: "La crisis han provocado un interés por la poesía"

Raquel Lanseros: "La crisis han provocado un interés por la poesía"

"Los temas universales no han cambiado, por esa razón un poema de hace 500 años parece que está...

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags

Enlaces recomendados: Premios Cine