Dieta de "Lechugazo"

El Toro de las Peñas completa el recorrido en 44 minutos sin descansar en la argolla de la plaza de La Madera y resarce a los corredores de la parsimonia del enmaromado "Pitarroso"

29.05.2016 | 01:55
Dieta de "Lechugazo"

"Lechugazo", el cuatreño de Samuel Flores que pasará a los anales de la intrahistoria festiva local por ser el primer enmaromado de las peñas corrido en Benavente, resarció a los corredores de la remolonería del tozudo "Pitarroso", el Toro Enmaromado de 2016 que se paseó el miércoles por Benavente. De hecho, este "Lechugazo" resultó ser, pese a su parentesco sanguíneo, todo lo contrario que su primo hermano a la hora de correr: trotó más que paró sin perder un ápice de bravura y no generó situaciones de peligro entre un sector del público, que esta vez se limitó a ver pasar al astado en lugar de confiarse.

La lluvia dio una tregua durante el recorrido y facilitó la carrera, apareantemente más difícil para el burel, que resbaló unas cuantas veces durante el recorrido. Pero esto tampoco resultó un impedimento para el festejo y el público, incluso el que se aposta en Santa Clara pese a ser el tramo con más posibilidades de no ver pasar el toro de turno, pudo contemplar al animal a placer.

El equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Benavente había programado este segundo toro con la esperanza de impulsar la hostelería local. Sin embargo hubo menos gente que el miércoles, durante la carrera del Toro Enmaromado. Pese a las expectativas, paradójicamente la carrera de este "Lechugazo" resultó tan local y colectivamente íntima como las de tiempos pretéritos y, como aquellas, mucho menos atosigante para el animal.

"Lechugazo" dio en todo caso el juego deseado. Corrió, no causó heridos por asta y el público pudo verlo sin largas esperas. La supresión de la primera argolla que ayer se reveló como un acierto pese a ser una prueba, tal vez haya contribuido a ello.

El bravo tuvo una salida impetuosa y mantuvo el ritmo durante los tramos más nobles de la carrera con la maroma suficiente para que los corredores pusieran una distancia cómoda y menos comprometida que con otros toros. Sus casi cien kilos de peso menos que el enmaromado "Pitarroso" también parecieron ayudar al resultado final. "Lechugazo" podría ser la dieta que necesita la carrera del Toro Enmaromado o al menos el ingrediente principal: buen encaste, buena estampa, bravura y los kilos justos. Si la materia prima funciona con estas cualidades por qué no tenerlas en cuenta en la receta.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

GUÍA DE VINOS DE ZAMORA

Descubre los mejores productos enológicos de la provincia

Foto

Consulta tus temas de interés

Temas

Ahora podrás consultar todas las noticias de tu equipo, de tus personajes favoritos, de las series de moda... de un vistazo a través de los tags

Enlaces recomendados: Premios Cine