17 de julio de 2017
17.07.2017
5/15

LA OPINIÓN-EL CORREO, cómplice de las empresas de Zamora

Las cabezas visibles de los principales negocios, colectivos y marcas de garantía de la provincia reconocen la labor del diario durante más de un siglo en su trayectoria profesional

19.07.2017 | 00:45

«El altavoz», «la correa de transmisión», «el eco de lo que hacemos allá donde vamos», «el día a día hecho papel»... Así define el empresariado zamorano la influencia de LA OPINIÓN-EL CORREO DE ZAMORA en su trayectoria profesional. Una carrera de fondo en la que el periódico ha acompañado a los empresarios para hacer suyos los laureles, los premios y el tesón, pero también las reivindicaciones, las vacas flacas y los períodos de crisis en la que muchos se han quedado por el camino, con la mirada atrás. El diario de los zamoranos ha sido cómplice de sus desvelos y sus triunfos con ese respeto y admiración sagrados por el trabajo bien hecho.

Al pie del cañón. Es el talante que mejor define al empresariado zamorano sin distinción entre quienes decidieron abrirse camino fuera de las fronteras provinciales y los que, por el contrario, consideraron que la mejor forma de luchar por la tierra es desde dentro de ella. Unos y otros, jóvenes y con solera, han contribuido a tirar de un pesado carro donde la sangría económica, la caída del desarrollo económico y la despoblación iban por libre a contracorriente restando fuerzas.

El elenco de nombres suma y sigue. No están todos los que son, pero sí son todos los que están. Entre ellos, empresarios veteranos que empezaron de la nada hasta hacerse a sí mismos, caso de Pedro Regojo, Antonio Cancelo o Tomás Casado. Todos ellos han llevado el nombre de Zamora a otras comunidades autónomas como Galicia, País Vasco o Asturias porque «la calidad no entiende de fronteras», apuntan algunos de ellos. Otros, por el contrario, arrancaron su periplo en la tierra que los vio nacer o en la que se criaron, la mayoría, con LA OPINIÓN-EL CORREO DE ZAMORA en la mano.

Primero, como niños. Después, como hombres. Entre ellos, representantes de ámbitos tan variopintos como la construcción, el comercio, la juguetería o los congelados. Y, en el medio del escenario, en su papel protagonista de motor principal del desarrollo zamorano: la agroalimentación. Carne, quesos, chorizos, pimientos y legumbres, pero sin olvidar otros tantos como las setas o la harina, germen de esas hogazas que los turistas devoran porque «el pan sabe a pan». Las merecidas denominaciones de origen, las marcas de garantía y las indicaciones geográficas protegidas conforman el abanico de productos de la tierra para dar aire cuando las dificultades aprietan. Porque si la calidad tuviera un nombre propio, ese sería el de Alimentos de Zamora.

En ese periplo empresarial en el que permanecen embarcados los empresarios y, sin lugar a dudas, sus equipos y trabajadores, LA OPINIÓN-EL CORREO DE ZAMORA les tiende la mano para acompañarlos en esa carrera de obstáculos llamada emprendedurismo. Sus nombres, sus firmas y sus rostros tenían que estar hoy, aquí y ahora 120 años después de nuestros inicios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

120 Aniversario

La música se los lleva de calle

Vandalia Trío cautiva al público de Santa Clara con sus actuaciones

Historia notarial de un portavoz y paladín de la provincia

Historia notarial de un portavoz y paladín de la provincia

EL CORREO DE ZAMORA nace con un ideario político tradicionalista, pero la participación directa de...

Orígenes del cinematógrafo a través de El Correo de Zamora (1897-1916)

Orígenes del cinematógrafo a través de El Correo de Zamora (1897-1916)

Tras el kinescopio, en 1897, a principios del año siguiente fue la Compañía Imperial Japonesa la...

LA OPINIÓN-EL CORREO, cómplice de las empresas de Zamora

LA OPINIÓN-EL CORREO, cómplice de las empresas de Zamora

Las cabezas visibles de los principales negocios, colectivos y marcas de garantía de la provincia...

La Opinión- El Correo de Zamora: 120 años en 120 páginas

La Opinión- El Correo de Zamora: 120 años en 120 páginas

Expertos y colaboradores ofrecen una amplia visión de la provincia y del crucial papel del diario,...

De ciclista-cuartillero a cajista-tipógrafo

De ciclista-cuartillero a cajista-tipógrafo

Santiago Ruiz Pérez entró en 1965, con 14 años, contando y repartiendo periódicos en las oficinas...

Enlaces recomendados: Premios Cine